Cooperativa, discriminada por un municipio macrista

"LA COMUNITARIA" FUE EXCLUIDA DEL PRESUPUESTO PARTICIPATIVO

(General Pico) – La cooperativa social y cultural “La Comunitaria”, que tiene una fuerte presencia en General Pico como así también en las localidades del oeste bonaerense, fue excluida del Programa del Presupuesto Participativo del municipio de Rivadavia, para el que había presentado un proyecto de creación de cooperativas de trabajo para jóvenes.
La comuna que es cabecera del distrito y que es manejada por el intendente Javier Ulises Reynoso, de Cambiemos, fundamentó la discriminación en una normativa inexistente y luego salió a acusar de malversar fondos a la entidad solidaria, la cual lleva adelante más de 80 talleres culturales y de oficios en toda la zona y que de manera reciente habilitó su centro cultural en General Pico.
Desde La Comunitaria le explicaron a LA ARENA que el grupo que trabaja en la localidad de Sansinena, en el marco de la convocatoria para ser parte de programa del Presupuesto Participativo, presentó un proyecto para crear cooperativas de trabajo para jóvenes. Sin embargo, al momento de formalizar el proyecto, el municipio le impidió la participación y fundamentó esta decisión con algunas normativas nacionales y comunales, entre ellas, una que no existía.
También alegaron cierta incompatibilidad entre el programa del Salario Social Complementario en el que está incluido La Comunitaria, y el del Presupuesto Participativo, dando a entender que no podían participar en ambos.
La cooperativa cultural y social recurrió a sus asesores legales, quienes consideraron que se le dio un trato “discriminatorio” al excluirla del programa, dado que no existía tal incompatibilidad. Uno de sus integrantes, Manuel Martino, dijo que hoy presentarán un recurso de amparo en los juzgados de Trenque Lauquen, para que no siente esto un precedente y otra cooperativa quede excluida de esta herramienta democrática que disponen los municipios.

Acusaciones.
No conforme con haber dejado afuera a la cooperativa del programa que supone la utilización de un porcentaje mínimo de los fondos municipales para la concreción proyectos propuestos por los vecinos, Reynoso acusó a “La Comunitaria” de malversar fondos públicos y de que hacía mucho que había dejado de ser una organización cultural, para transformarse en una organización política.
Desde le entidad cultural se defendieron de estas acusaciones, y manifestaron que “hace mucho tiempo que estamos pidiendo reunión pero nunca hay respuestas de la intendencia, y dice que no nos recibe porque si no, estaría legitimando eso”.
La entidad social también fue acusada por la comuna de asignar de manera discrecional los fondos del salario social complementario y que así beneficiaba gente que no lo precisaba.
Sin embargo, la cooperativa explicó que no recibe fondos porque es una entidad jurídica y que el salario social complementario, lo reciben personas las cuales para recibir esos beneficios, son seleccionadas por el área de Desarrollo Social de Nación.

Trabajo molesto.
Los miembros de la cooperativa cultural, que lleva un trabajo intenso en lo social en los diferentes pueblos del partido de Rivadavia, como así también en Pico, donde tiene una inserción en las sedes barriales y está involucrada en las problemáticas de los vecinos, subrayaron que esa tarea molesta a la comuna bonaerense.
Desde la entidad indicaron que le molesta al municipio que la cooperativa ofrezca 80 talleres en los distintos pueblos del distrito y que tenga emprendimientos productivos, como así también, que se haya hecho cargo de la crisis social. También explicaron que Reynoso está más preocupado en perseguirlos que en dar respuestas a la situación, y que les quieren atribuir responsabilidades de Estado a una entidad, que no es más que una cooperativa cultural y social.
“La Comunitaria está dejando en evidencia que no recorren el distrito y que está todo muy concentrado en Rivadavia”, confiaron.