Inicio La Pampa Cooperativas alertas tras intimación de APE por sus deudas

Cooperativas alertas tras intimación de APE por sus deudas

LAS NOTAS LLEGARON EN LOS ULTIMOS DIAS DE LA SEMANA Y DISPARARON ALARMAS

Cooperativas distribuidoras de energía de nuestra provincia han comenzado a recibir notas oficiales mediante las cuales se les reclama que se pongan al día con sus deudas ante la Administración Provincial de Energía por facturas impagas por este servicio.
Si bien se trata de notas que tienen un primer fin de reclamo meramente administrativo, la nómina de entidades que ya las han recibido o lo harán en próximos días y el monto total adeudado dispararon alarmas en la Federación Pampeana de Cooperativas, pudo saber LA ARENA.
La noticia trascendió al finalizar la semana cuando llegaron notas extendidas desde la APE reclamando los montos adeudados y avisando que pasado cierto plazo las actuaciones pasarán a la Fiscalía de Estado.
Esta misma noticia, meses atrás, causó alarma en los asociados a Corpico. Aquella vez, como ahora, se explicó que se trata de reclamos administrativos obligatorios para el organismo competente (en este caso APE) y que nada está en peligro. De hecho, la poderosa cooperativa piquense ya alcanzó un acuerdo por esa deuda y el plan está en ejecución.
Sin embargo, al conocerse la nómina y el monto de cada una de ellas con retraso en el pago de sus facturas, se pudo saber que se iniciaron contactos para en forma global y con el respaldo de la Federación, el resto pueda firmar la financiación de sus deudas en iguales condiciones que lo hizo Corpico.

Históricas y pandémicas.

El detalle del listado de deudores incluye deudas históricas y otras que son consecuencia de los problemas que trajo para el sistema distribuidor la pandemia. En el uno por uno, buena parte de ese dinero que no le pagaron al APE permanece en los bolsillos de los usuarios que o no pudieron o no quisieron pasar por ventanilla amparados en la decisión oficial de no cortar servicios a quienes durante la emergencia sanitaria no pagaron.
Muchas veces se ha explicado que la prohibición de corte de los servicios, lo que cesó a fines de diciembre, no implicaba condonación de deudas. Las facturas se acumularon y fue necesario implementar planes de pago, que cada cooperativa puso a disposición en forma unilateral y otro dispuesto por el gobierno en acuerdo con Fepamco, de 12 cuotas sin interés para el usuario. Entrado abril, el panorama fue mejorando, pero pasará mucho tiempo antes que todo lo que está en la calle entre a las cuentas y de allí las cooperativas puedan emparejar sus tantos con el proveedor provincial.

Inflación y tarifas.

Mientras el tiempo transcurre, la inflación mantiene el crecimiento de los costos operativos y suben los salarios. El cooperativismo eléctrico acaba de cerrar un 29,5% hasta diciembre y con revisión en ese mes. Esta es la referencia principal en sus estructuras.
Mientras tanto no hay movimiento ascendente en las tarifas. Eso ya es motivo de conversaciones puertas adentro, y no tanto. Algunos dirigentes ya han contestado en «on» sobre el tema y en breve el asunto pasará a la agenda principal de la comisión mixta que forman la comisión tarifaria de la Fepamco y los funcionarios de la Secretaría de Energía y su brazo técnico, la APE.

Acuerdo escalonado por salarios.

La Federación Pampeana de Cooperativas y los paritarios de la Federación de Trabajadores de Luz y Fuerza alcanzaron un acuerdo y en los próximos días firmarán un acta que prevé un incremento salarial para los trabajadores del sector del 29,5%, escalonado hasta el mes de diciembre de este año.
Así lo confirmaron fuentes de la Fepamco, que indicaron que la situación se resolvió con relativa facilidad luego que la Fatlyf cerrara de igual manera parte del año con la Federación Argentina de Cooperativas Eléctricas (FACE).
El año salarial del sector va de abril al último día de marzo del año siguiente. La cifra acordada emparda el porcentaje de inflación previsto en el presupuesto nacional y un compromiso de retomar la negociación en el último mes del año calendario.

Costos hacia arriba.

«Sabemos que el tema de las tarifas es muy sensible para nuestros asociados, pero aumenta todo», dijo el presidente de la cooperativa de servicios de Colonia Barón, Pedro Ruiz, lo que puede ser tomado casi como una síntesis de la actualidad para las distribuidoras de energía.
En el marco de la mesa permanente de diálogo convocada el año anterior por el gobernador Sergio Ziliotto, el análisis del tema es constante y hay acuerdos firmados, pero no pasará mucho tiempo antes que desde las cooperativas pidan retomar el tema «y por lo menos revisar como están las cosas, empezar a hablar», resumió Santiago Pérez, gerente de la cooperativa de servicios de General San Martín.
Con mucha plata aún en la calle a consecuencia de la prohibición de cortes y la morosidad que trajo la pandemia, los que aún no deben creen que pronto pueden hacerlo. «Estamos muy justos, escasos de recursos y todo sigue aumentando, por lo menos nuestros costos que en muchos casos son dolarizados», aseguró Jorge Páez, presidente de la cooperativa de Doblas.
En San Martín, Pérez afirmó que lo que pasa en energía «también nos pasa en otros servicios, los costos están dolarizados y en pesos la inflación es constante y ahora debemos sumar los aumentos salariales que debemos pagar a nuestros trabajadores».
Dijo que la tarifa «hay que revisarla, por lo menos comenzar a hablar con la Secretaría de Energía, con la que estamos en los mejores términos». Agregó que hay que hacerlo «porque la verdad es las cosas están difíciles y además porque esto siempre se demora y cuando hay un ajuste llega cuando ya perdimos mucho en el camino».
En Doblas, Páez aseguró que «es la realidad, los costos siguen aumentando y para los más chicos siempre es más difícil, no tenemos grandes usuarios y los números no cierran». Sostuvo que «acá nos achicamos todo lo que podemos, necesitamos mejores herramientas y vehículos pero así no queda margen para invertir» y recordó que «cuando pasa algo excepcional como la tormenta que sufrimos nosotros este verano los problemas son mayores, no hay recursos y dependemos de la ayuda que podamos lograr».
Pedro Ruiz dijo desde Colonia Barón que «en los últimos meses se nota mucho el aumento de los costos, yo veo que lo que pagamos por nuestros insumos es incluso mayor a lo que dice el Indec». El dirigente ejemplificó con «lo que pasa en forma permanente con el combustible, imprescindible para nosotros».
«Nosotros sabemos lo que un aumento de la luz significa para nuestra gente, es algo hoy muy sensible, pero debemos empezar a revisar el tema tarifario. Hay que hacerlo con cautela por esto que digo, estamos en buenos términos con la gente del gobierno y creo que se puede dialogar», añadió.