Crece entre los argentinos el miedo a perder el empleo

BAJA LA CONFIANZA A LA HORA DE BUSCAR TRABAJO

Según un estudio realizado por la consultora privada, Randstad Workmonitor, la confianza de los argentinos a la hora de encontrar trabajo bajo al 63%. Mientras que el temor de perder el empleo actual es de 7,3% entre quienes tienen formación intermedia.
La confianza de los argentinos en encontrar un nuevo empleo disminuyó al 63% este mes y se posicionó así en el valor más bajo de todo el año, mientras que el miedo a perder el puesto de trabajo aumentó un punto porcentual para alcanzar el 7,9% del total de los consultados. Así lo revela el último informe del Randstad Workmonitor, correspondiente a los últimos tres meses del 2018, un estudio que releva las expectativas, estados de ánimo y comportamiento de los trabajadores en 34 países.
Al indagar sobre la confianza de los trabajadores respecto a la posibilidad de conseguir un nuevo empleo similar al actual dentro de los próximos seis meses, el nivel cayó 5 puntos porcentuales respecto al tercer trimestre del año (68%), ubicándose así en el 63%. Al realizar una comparativa regional sobre el nivel de confianza en encontrar un nuevo empleo, se observa que el nivel de los argentinos, con el 63%, es el segundo más bajo de la región, luego del de Brasil, con un nivel de confianza del 60%. En el otro extremo, y reflejando un panorama más alentador, se encuentra Chile y México, con niveles del 74% y 81% respectivamente.

Incertidumbre.
Sobre estos resultados, Andrea Ávila, CEO de Randstad para Argentina y Uruguay, sostuvo: “En situaciones de cierta incertidumbre como la actual, es de esperar que los trabajadores tengan menor confianza y muestren actitudes más conservadoras en sus decisiones de carrera laboral. Una baja en la confianza en el mercado laboral como la que relevamos en este último trimestre hace que haya menos trabajadores en búsqueda activa de un cambio de trabajo, dando como resultado una baja movilidad laboral”.
Acompañando un contexto en el que la economía no se recompone y el mercado laboral no muestra señales de reactivación, el deterioro de la confianza de los trabajadores también tiene su correlato en un incremento del miedo a perder el empleo, que en el último trimestre del año se situó en el 7,9%, subiendo 1 punto porcentual por sobre los valores de principio de año (6,7%).

Miedo.
Al analizar esta variable -temor al perder la fuente laboral- según el nivel educativo de los trabajadores, surge que a mayor formación alcanzada, menor es el miedo de perder el empleo. Así, el estudio reveló que el miedo a quedarse sin trabajo entre los encuestados con mayor nivel educativo es del 7,3%, mientras que entre quienes tienen una formación intermedia se eleva al 8% y alcanza el 8,2% entre los trabajadores de menor nivel educativo. En el mismo sentido, apenas el 12% de los encuestados indicó estar buscando un nuevo empleo de manera activa en el último trimestre del año.
“Esta coyuntura genera una menor rotación, dado que los trabajadores toman menos riesgos y tienden a valorar más su actual empleo”, sostuvo Ávila. De esta manera , “es de esperar que estas condiciones de incertidumbre se mantengan por lo menos hasta bien entrado el segundo trimestre de 2019”, remarcó.

Desempleo.
En el último informe elaborado sobre el Indec reveló que las cifras correspondientes al segundo trimestre había arrojado una desocupación del 11,1% para el segundo trimestre en Santa Rosa y Toay, detectándose así un incremento de 6,2 puntos porcentuales respecto a los primeros tres meses. La medición (EPH) ubicó a nuestra provincia por encima de la cifra nacional, que se ubicó en 9,6%, siendo la más alta en los últimos 12 años.
La desocupación pampeana fue la más alta de la región pampeana, seguida por el Gran Córdoba (10,8%), el Gran La Plata (9,5) y el aglomerado San Nicolás-Villa Constitución (9). De hecho, en el país, solo el Gran Buenos Aires (12,4) y Rawson-Trelew (11,7), en Chubut, estuvieron más alto.