viernes, 24 septiembre 2021
Inicio La Pampa Denuncian "acomodo" en concurso público

Denuncian «acomodo» en concurso público

GENERAL PICO: INGRESO A LA AIC

(General Pico) – Un joven denunció irregularidades que lo perjudicaron en un concurso público para ingresar a la Agencia de Investigación Científica (AIC) de General Pico. Desde los Tribunales de esta ciudad, confirmaron que radicó la denuncia en sede de Fiscalía, contra el jurado que tuvo a cargo el concurso.
Damián Rattalino, graduado con el título Ingeniero en Sistemas en la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de La Pampa, denunció «acomodo en un concurso público para un cargo en el Poder Judicial».
«Me vi claramente perjudicado por parte del jurado encargado de establecer el orden de mérito en un concurso público por parte de la AIC, la cuál depende de la Procuración General de La Pampa, para un cargo de Prosecretario en la Sección Informática Forense», dijo.
Rattalino se inscribió «en tiempo y forma» al concurso público, y fue admitido junto a otros cuatro postulantes. Seis días más tarde, el 10 de agosto, se hizo la prueba de oposición, en la que se presentaron solo tres de los cinco inscriptos, entre ellos, Rattalino.

Concurso.
Entre las irregularidades que mencionó Rattallino, nombró que uno de los tres jurados obtuvo el cargo sin concurso previo, y al momento de la prueba de oposición, notó que respecto a otros concursos, habían cambiado las condiciones, quitando la obligatoriedad de poseer un título universitario en la materia. Según estimó, esto fue para favorecer a alguien que no tuviera un título universitario.
Señaló que al ingresar a la entrevista, solo había dos de los tres jurados asignados, y que notó «cierta tendencia por parte de los jurados para imponer preguntas sobre sólo algunos de todos los ítems que se solicitaban en el concurso».
Tres días después de la entrevista, el piquense fue notificado del acta, con los resultados del concurso, en la que se detallan de las evaluaciones por parte de los jurados. Al revisar las actuaciones de manera minuciosa, encontró nuevas irregularidades, al ver que la persona elegida, tenía menos puntaje que él.
Notó que tenía «más conocimientos en cuanto a los temas solicitados» que el postulante elegido, de quien no encontró «datos de ninguna institución universitaria o terciaria que acreditara estudios de nivel superior a un secundario».
A partir de las diferentes averiguaciones que hizo, Rattalino corroboró que el concurso lo ganó una persona que ya trabaja en la AIC. Por ello, decidió «realizar una nota de Recurso de Reconsideración del concurso», la cual fue aceptada y firmada por uno de los integrantes del jurado. Sin embargo, para sorpresa suya, días más tarde recibió la respuesta a su recurso de reconsideración, que fue evaluado por las mismas personas que habían calificado unos días antes una evaluación.
La semana anterior radicó una denuncia en Fiscalía. Es contra los jurados encargados del concurso, en el que encontró varias irregularidades.