Inicio La Pampa Denuncian el cierre de una agencia del INTA en Anguil

Denuncian el cierre de una agencia del INTA en Anguil

Luego de que el gremio que nuclea a los trabajadores del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) denunciara el vaciamiento del organismo la semana pasada, finalmente la peor noticia llegó a la provincia de La Pampa. Ayer, se confirmó el cierre de la agencia de extensión rural que se encuentra ubicada en la localidad de Anguil. Según habían anunciado desde la entidad gremial, el plan del Gobierno es cerrar 25 agencias en todo el país y tres institutos para la investigación en agricultura familiar.
La información fue confirmada a LA ARENA por Mariano Alende, secretario general de Apinta, quién adelantó que el próximo viernes realizarán una conferencia de prensa para anunciar formalmente «el cierre de la agencia de extensión de Anguil, que es un hecho muy grave para nosotros porque estamos con una situación laboral complicada, que amenaza puestos de trabajo».
Sin embargo, aclaró que «si bien no tenemos anuncios concretos de despidos, pone a los compañeros en una situación muy difícil» y calificó al ajuste en el INTA como «brutal».
A su vez, señaló que en la agencia de Anguil «trabajan 9 personas. Es una situación de mucha incertidumbre. Hay compañeros realmente muy angustiados porque han quedado en pampa y la vía, no saben a qué función van a ser reasignados, no saben en qué van a seguir trabajando».
«Hay muchos compañeros que tienen un perfil muy definido como extensionistas, con lo cual no es fácil imaginar de qué manera se los puede reasignar en otras tareas», agregó.
En nuestra provincia también existen agencias en General Acha, Guatraché, 25 de Mayo, General Pico, «que por el momento no sufren ningún tipo de cambio», expresó Alende aunque advirtió que «el sistema de extensión en su conjunto está amenazado por esta situación. Como mensaje para el resto de las agencias es bastante amenazador».

Repudio.
Por otra parte, Alende explicó que otra de las denuncias que realizarán durante la conferencia de prensa está dirigida al ex decano de la Facultad de Agronomía de la UNLPam y actual consejero directivo de dicha unidad académica, Gustavo Daniel Fernández.
Fernández forma parte del Consejo Directivo del organismo en representación de todas las facultades de Agronomía del país y, según indicó Alende, «lamentablemente como representante de la Universidad votó a favor del ajuste en el INTA. Votó avalando el cierre de las 25 agencias a nivel país y tres institutos de investigación para la agricultura familiar».
En ese sentido, el dirigente gremial se mostró sorprendido por la actitud adoptada y sostuvo que «es una de las cosas que peor nos tiene, la verdad que no esperábamos bajo ningún punto de vista que las universidades fueran parte de esto, avalando esta política».
«Queremos denunciarlo porque es una situación totalmente inesperada para nosotros. Nos ha dejado a todos totalmente en cambio respecto de lo que pensábamos que iba a ser el comportamiento de las universidades. No sabemos si él lo consensuó con otros decanos o si es una decisión personal de él».

«No se cierra nada».
Por su parte, Fernández, aclaró que en la reunión del Consejo Directivo «no se votó el cierre de las agencias, se cambia la gobernanza. Yo creo que hay una mala información, no se si es tendenciosa. No se cierra ninguna agencia».
En ese sentido, al ser consultado por este diario compartió una resolución en donde se afirma que «el Consejo Directivo decide que los Institutos para la Agricultura Familiar, región NEA (Formosa), región Cuyo (San Juan) y región Patagonia (Neuquén) no se cierran, pasan a ser ‘áreas de investigación’ dependientes de los centros regionales de su territorio y de sus respectivos consejos. Lo que va a permitir potenciar, integrar, federalizar y articular con las provincias el trabajo de investigación, innovación y transferencia con una fuerte impronta territorial».
En el mismo documento, se hace mención a las Agencias de Extensión Rural, las cuales «todas permanecerán activas. En el caso de las que están funcionando dentro de estaciones experimentales Agropecuarias, se integran estructural y funcionalmente a las mismas, conservando todas sus funciones y competencias, solo cambia la gobernanza, pasando a depender del Director de la Estación Experimental», se indica en el escrito.

«Compromiso de todos».
En relación al debate dentro del Consejo Directivo, Fernández aseguró que «se aprobó de manera unánime el no echar gente. Eso lo tenemos todos claro, inclusive hay un compromiso de todos de que de ahí no se echa a nadie o nos vamos todos».
A su vez, remarcó que «el INTA fue el único organismo que no echó gente. Senasa echó, Agricultura Familiar echó. Nosotros hicimos un proyecto distinto para preservar la gente. El presupuesto esta pésimamente como en todos lados, con este plan de llegar al déficit cero, que no va a llegar nunca. Lo importante es que el organismo sobreviva, con todos adentro. Esa es la prioridad que pusimos nosotros como consejeros».
«Desgraciadamente hay información mal dada, no se si es a propósito, pero los datos son falsos. No se cierra nada», concluyó.