Desalojo: una madre pide ayuda

CONVOCA A VECINOS PARA QUE NO TENGA QUE ABANDONAR LA CASA

La mujer vive desde hace cinco años en una casa del IPAV, a la que incluso le ha hecho remodelaciones. No tiene trabajo, es madre soltera y vive junto a sus dos niñas.
La joven madre que vive junto a sus dos hijas menores, y que fue despedida de Alpargatas recientemente, solicita a los vecinos y a la gente conocida que la ayuden para que no la desalojen.
Para mañana a las 8:30 de la mañana, la Justicia ordenó el desalojo de Tamara Llanos de la casa en la que actualmente se encuentra, desde hace cinco años. La madre pide que los vecinos concurran ese día a la vivienda, “como para que no se haga el desalojo” y le otorguen unos meses más, “hasta que me acomode”.
La mujer está recientemente desempleada, tiene dos niñas pequeñas, y no tiene vivienda propia ni espacio en la casa de ningún familiar. Si es desalojada, la ex trabajadora de Alpargatas asegura que quedaría “literalmente en la calle”.
La Defensoría de la Niñez, cuyo titular en Juan Pablo Meaca, le ofreció 800 pesos por dos meses. La única alternativa, si es que se produce efectivamente el desalojo, es alquilar un departamento, “pero como están los valores, resulta imposible, quedaría en la calle”.
Por ahora, y desde hace cinco años, vive en una casa del IPAV, a la que incluso le ha hecho remodelaciones. No tiene trabajo, es madre soltera, y solicita que la ayuden para que le den unos meses más hasta que consiga un sueldo.
“Yo les dije que no tenía dónde ir, y sin embargo me dijeron que el martes a las ocho y media de la mañana me van a desalojar. No sé qué van a hacer, me van a tener que sacar de los pelos de acá porque no tengo dónde ir”, explicó Tamara Llanos, lamentando la delicada situación.