Inicio La Pampa Dos pueblos pampeanos ya tienen medidores inteligentes

Dos pueblos pampeanos ya tienen medidores inteligentes

COOPERATIVA DE REALICO PRESENTA CAMBIOS

La cooperativa de electricidad de Realicó es la cuarta en la provincia en superar el número de cinco mil socios y deberá cambiar su sistema de asambleas, incluyendo ahora elecciones por distrito para elegir los delegados al máximo organismo de conducción y decisión.
Además, la entidad planifica cambiar su sistema de facturación de servicios, ahora bimensual, y seguir adelante con el proyecto de recambio de todos los medidores de energía actuales por los denominados «inteligentes». Las localidades de Adolfo Van Praet e Hilario Lagos ya los tienen y ahora instalan en Quetrequén.
El presidente de la entidad, Jorge Antonelli, dijo a La Arena en una entrevista, que además retomarán en breve las obras de construcción del nuevo edificio para el sector de venta de artículos eléctricos y la extensión de redes de fibra óptica en Realicó y Coronel Hilario Lagos.
Mirta Roseró, gerenta de la cooperativa, reveló además que durante la pandemia y por el particular sistema de facturación que piensan cambiar su produjo un estiramiento en los plazos de pago. Si bien se mantiene el número histórico de deudores, la entidad frenó parte de las nuevas inversiones y puso el acento en el mantenimiento de la calidad de los servicios.

Asambleas.
Antonelli dijo que la entidad superó los cinco mil socios y que, por ley, trabaja en la puesta en marcha del sistema de elección de delegados por distrito. La entidad ofrece sus servicios en Realicó y las localidades interconectadas Falucho, Van Praet, Hilario Lagos, Quetrequén, Maisonnave y Parera.
«El nuevo sistema requerirá mayor participación, arrimar más personas para tomar parte de las decisiones de la cooperativa y eso no es sencillo, a veces cuesta encontrar gente que quiera sumarse al consejo de administración», repasó el presidente, pero fue optimista y sostuvo que «es un trabajo que vamos a hacer, no tengo dudas». Indicó que de acuerdo a la ley, por la cantidad de socios en cada localidad, Realicó requerirá 9 delegados, Parera 2 y 1 en cada uno de los restantes pueblos.
Otro cambio importante será la mudanza del actual sistema de facturación del actual bimensual al mensual. «Eso será pronto, lo estamos analizando y es seguro que vamos hacia ahí. Es una decisión que más tarde o más temprano tendrá que adoptar el consejo de administración», dijo la gerenta Mirta Roseró.
Explicó que «eso requiere una inversión en el cambio de sistema informático de facturación, pero además personal para la toma de estado y para el posterior reparto de las facturas, aunque eso va mermando porque ya muchas se envían por Internet». Opinó que «en circunstancias como la pandemia, tal vez favorezca no sólo a la cooperativa, que podrá ir disponiendo de recursos sino también para los usuarios, que tendrán facturas con montos menores, por ahí más sencillos de pagar».
Afirmó que «en pandemia lo que pasó fue que se estiraron los tiempos en que logramos cobrar las facturas, pero siempre en base a una administración ordenada no tuvimos problemas. Sólo al principio debimos apelar a créditos para sueldos y proveedores, pero hoy tenemos todo al día, sin deudas».

Inteligentes.
En pandemia, la entidad logró colocar medidores inteligentes de energía en la totalidad de las conexiones de Adolfo Van Praet e Hilario Lagos y van por la mitad de la localidad de Quetrequén. Eso le permite no sólo tomar el estado a distancia, sino otra serie de chances que esta tecnología ofrece.
Ante fallas, cortes u otros eventos, la lectura a distancia del medidor permite detectar problemas y subsanarlos. También dar el alta o la baja al servicio. En general, «un importante ahorro de tiempo y a veces de recursos que significa mover una cuadrilla», resumió Antonelli, que indicó que «el costo es alto, en dólares y con recursos propios. Por eso vamos despacio, pero sin pausas y sin pensar en el tiempo en que vamos a recuperar las inversiones».
Respondió que «por cuestiones técnicas, también acá en Realicó tenemos instalados medidores de este tipo, especialmente en grandes usuarios. Vamos hacia eso».
Destacó que en breve reanudarán las obras en el edificio que será destinado, en el predio central de la cooperativa, a venta de materiales eléctricos. «También es con recursos propios, por eso debimos parar durante la pandemia cuando mermó la recaudación», sostuvo.
Finalmente, el dirigente dijo que en telecomunicaciones los objetivos inmediatos son «hacer el 10% que nos queda aquí, el barrio Norte de Realicó para el que ya tenemos la fibra comprada, y seguir por las interconectadas. Ya tenemos cubierto Parera y el próximo pueblo es Lagos, los demás al ser más pequeños se pueden manejar muy bien por enlaces», cerró.