Inicio La Pampa Duras penas del TOF para los narcos locales

Duras penas del TOF para los narcos locales

JUICIO POR "CASTEX VERDE"

Duras penas impuso el Tribunal Oral Federal en el marco del caso que se conoció como «Castex Verde», y condenó a los cuatro hombres imputados a la pena de seis años de prisión por «tenencia ilegal de estupefacientes con fines de comercialización, agravado por la intervención de tres o más personas».
El TOF resolvió absolver a Mónica Yanina Beatriz Tarditti por los mismos hechos. Cabe recordar que había sido involucrada como una partícipe secundaria, pero ahora el tribunal decidió su absolución.
Los que sí resultaron condenados fueron Leandro Darío Gaiottino, como «coautor del delito de tenencia ilegal de estupefacientes con fines de comercialización, agravado por la intervención de tres o más personas». Se le aplicaron seis años de prisión y multa de 67 unidades fijas, con más los accesorios de inhabilitación absoluta por el tiempo que dure su condena, y costas.
De la misma manera se condenó a Héctor Omar Kenig y a Angel Maximiliano Báez y Flavio Raúl Elisei. En el caso de este último el TOF lo absolvió «por los hechos calificados como tenencia de armas de fuego de uso civil sin la debida autorización».
La resolución judicial establece que «rigen los artículos 5, inciso C de la ley 23737; 5, 12, 29 inciso 3º; 40, 41, 45 y 189 bis, inciso 2º del Código Penal; y 3, 401, 401, 403, 530, 531 y concordantes del Código Procesal de la Nación».
Además se dispuso ordenar la destrucción del remanente de la droga secuestrada en los operativos; y se ordenó devolverle a Tarditti un teléfono celular, 12.300 pesos, 360 euros y 1.701 dólares.
Por otra parte se realizará el decomiso de los elementos y papeles secuestrados, los 20 teléfonos celulares incautados, la totalidad del dinero retenido al momento de los procedimientos, que asciende a $ 67.235. También las armas secuestradas, y el vehículo Volkswagen Vento dominio IXS 938; a los que se le dará el destino que prevé la ley 20785.

Los hechos.
Cabe recordar que los imputados llegaron al juicio oral después de una investigación que se inició a partir de escuchas telefónicas a mediados de 2018, y supuestamente integraban lo que se denominó en el ambiente como la «Banda del Gallo» (así le dicen a Gaiottino).
Los cinco involucrados resultaron objeto de seguimientos telefónicos y vigilancia por la División Toxicomanía de la Policía Provincial, hasta que después de distintos operativos en Eduardo Castex y Santa Rosa fueron detenidos la noche del 9 de junio de 2018.
El procedimiento fue denominado como «Castex Verde», y fue hasta allí el mayor decomiso de drogas en la localidad de Eduardo Castex. En esa oportunidad el personal de la Coordinación Operativa de Lucha Contra el Narcotráfico de la Policía de La Pampa, secuestró 11,300 kilogramos de marihuana y 78 gramos de cocaína, 67 mil pesos, 1.701 dólares, 360 euros, tres armas de fuego y un automóvil Toyota Etios.
Los allanamientos se realizaron en Eduardo Castex, y en un departamento de la calle Argentino Valle -que utilizaba Gaiottini-, en Santa Rosa. En esta oportunidad se secuestró un bolso marca Adidas, que contenía estupefacientes.
El fiscal Leonel Gómez Barbella había pedido severas penas, en tanto las defensas -salvo el caso de Gaiottino que se había hecho único responsable- pidió la absolución o penas menores. Ahora el Tribunal resolvió, y seguramente los abogados defensores apelarán la medida ante una instancia superior.

«Vamos a apelar», anunció Barreto
En tanto el abogado Gastón Gómez se mostró conforme con el resultado de la sentencia, porque Mónica Beatriz Yanina Tarditti -su defendida- resultó absuelta; distinta era la expresión del profesional Guillermo Barreto, quien patrocinaba a Angel Maximiliano Báez.
«Es justo que haya sido absuelta Tarditti porque no tuvo ninguna participación en el hecho, pero también entendía que debía ser absuelto Maximiliano Báez, porque no existen pruebas en contrario», dijo Barreto.
Agregó que «por eso vamos a apelar a la Cámara de Casación Penal para ver si encontramos justicia un escalón recursivo más arriba». Señaló que en los procedimientos policiales le fueron secuestrados elementos -estupefacientes, dinero y armas- a tres de los imputados, pero que en el caso de Báez fue involucrado «solo por escuchas telefónicas» que -consideró- si no están complementadas por otros medios probatorios no dan para condenar, sí para procesar», admitió.
En el final Barreto dijo que el TOF lleva adelante «una política criminal de sancionar con dureza este tipo de delitos», pero advirtió que no por eso «se deben violar normas básicas del derecho, por eso no estoy de acuerdo por más que (las penas) son más bajas que las que pidió el fiscal».
Finalmente expresó que se sentía perturbado porque como abogado uno aplica todas las reglas básicas del derecho, y cuando uno se encuentra con condenas sin fundamento nos da impotencia», a la vez que puede suponer «un descrédito frente al cliente que puede pensar que uno no hizo bien las cosas», cerró.