Duro golpe a la quiniela clandestina

La Brigada de Investigaciones de la Unidad Regional II (UR II) el jueves a la noche realizó una decena de allanamientos en General Pico e Intendente Alvear, por una investigación contra la quiniela clandestina.

Tras el amplio procedimiento policial del que participaron cerca de una treintena de efectivos de diferentes reparticiones, se concretó el secuestro de computadoras, dinero en efectivo, teléfonos celulares y otros elementos de interés para la causa. Además fueron demoradas a diez personas, las cuales con el transcurso de las horas recuperaron la libertad.

El jueves a la noche, a partir de las 20.30, la Brigada de Investigaciones encabezó una decena de allanamientos de los que también participó la Comisaría Primera de Pico, el Grupo Especial, personal de Toxicomanía y de la dependencia policial alvearense, informaron fuentes oficiales a LA ARENA.

La investigación se inició hace seis meses, a partir de una denuncia radicada por DAFAS, ente encargado del control de los juegos de azar en La Pampa.

La policía norteña, durante la noche del jueves allanó seis domicilios en General Pico y otros cuatro en Intendente Alvear, además de algunos procedimientos que se hicieron en la vía pública.

Según informaron las fuentes consultadas, se secuestró una suma de 40 mil pesos y también de poco más de una veintena de teléfonos (fax y celulares) con los que se levantaban las jugadas de quiniela clandestina. También se retuvieron computadoras, escritorios, calculadoras y demás elementos de oficina que eran usados para los fines investigados. También se indicó que los lugares allanados estaban vinculados entre sí, dado que formaban parte de una misma organización delictiva de juego clandestino.