Económicas inició sumario y aplicó suspensión preventiva

INCIDENTES PROTAGONIZADOS POR LA DOCENTE GUIÑAZU MARIANI

El decano de la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas de la UNLPam, Francisco Marull, firmó ayer por la mañana la Resolución en la que dispuso instruir sumario administrativo a la docente María Antonieta Guiñazú Mariani, a fin de investigar los hechos denunciados por estudiantes de la Facultad. En simultáneo la suspendió preventivamente por el plazo de treinta días de sus funciones docentes.
Según la información que ayer divulgó el área de Prensa de la Facultad, la medida fue tomada “a partir las denuncias realizadas por estudiantes en relación a los comentarios de público conocimiento que fueron emitidos por la profesora Guiñazú Mariani, en las redes sociales públicas y privadas”. Estas denuncias se encuentran contenidas en el Expediente Nº 241/19 registro de Rectorado.
En la Resolución, el decano Marull advirtió por la gravedad de los hechos denunciados, en los que se ven involucrados/as estudiantes de la Unidad Académica donde Guiñazú Mariani dicta clases. Al no haber comenzado el período de sesiones ordinarias del Consejo Directivo de la Facultad, “fue necesario disponer la inmediata instrucción de un sumario administrativo, como así también el dictado de una medida preventiva de suspensión por el plazo indicado en la normativa vigente”.

Varios incidentes.
La suspensión había sido anticipada el martes por el rector de la Universidad Nacional de La Pampa, Oscar Alpa, en declaraciones a Radio Noticias. En ellas manifestó que se había reactivado un sumario que ya existía contra la docente, y que el tema estaba en Secretaría Legal de la Facultad de Económicas y Jurídicas.
El martes por la tarde, Asesoría Legal le elevó al decano Maurull un dictamen en el que sugería el inicio del sumario y la suspensión preventiva de la docente, sugerencia que el decano tomó y convirtió en la resolución firmada ayer por la mañana.
Guiñazú Mariani es docente en las cátedras de Derecho Romano y Derecho de la Navegación de la carrera de Abogacía que se dicta en Económicas y Jurídicas. En 2009, protagonizó un incidente en el edificio de Coronel Gil 353 en el que atacó una muestra fotográfica referida al golpe de Estado de 1976 y los desaparecidos de la dictadura militar.
Por ese incidente si iniciaron dos actuaciones, una en el ámbito de la UNLPam y otra en la Justicia Federal. Guiñazú zafó en ambas. En la universitaria, porque no había antecedentes de un juicio académico contra una docente y el proceso de juicio académico estaba sin reglamentar, y en la Justicia Federal, porque la Cámara Federal de Bahía Blanca encuadró esa reacción en el derecho de la libertad de expresión.
A posteriori, la docente tuvo cruces cargados de agresividad e intolerancia contra alumnos de su facultad, lo que motivó nuevas actuaciones. La semana pasada volvió a protagonizar un incidente, cuando a través de redes sociales trató de “putas” y “asesinas” a las mujeres que promueven la legalización del aborto, y atacó a las madres que amamantan a sus bebés en público.
En el ámbito provincial, fue cesanteada en el cargo de bibliotecaria que tenía en la Escuela Primaria 6.