Inicio La Pampa "El acuerdo con la UE es volver al pasado"

«El acuerdo con la UE es volver al pasado»

«Estamos hablando de un acuerdo desigual», reflexionó la docente jubilada de Historia, Margarita Bastián, en relación al acuerdo firmado entre la Unión Europea y el Mercosur, y que fue anunciado como un «logro histórico» por el gobierno nacional.
La ex profesora advirtió que «no conocemos el contenido del acuerdo» y que «sería desigual desde el vamos considerar que tenemos una igualdad respecto a lo que se supone se va a comerciar».
Bastián trazó una comparación del nuevo acuerdo con el que firmó Argentina con Inglaterra en 1933, que fue denominado el Pacto Roca-Runciman y señaló que hasta el momento solo el Grupo Grobocopatel celebró el acuerdo como ocurrió «en su momento con la Sociedad Rural». A su vez, la docente calificó el pacto firmado con Inglaterra como «humillante» y recordó que en aquella época «las condiciones las puso Inglaterra».
En ese sentido, indicó que el gobierno nacional de Cambiemos tiene como finalidad «beneficiar a unos pocos y, si se alegra justamente este sector que está relacionado con la exportación y los cereales, es volver al pasado en el sentido de que el beneficiado siempre es un sector del campo ligado a las materias primas».
«En un contexto capitalista, donde los países más poderosos del mundo se protegen, pensar que nos va a beneficiar es una mentira garrafal. Los mismo ocurrió con el Pacto Roca-Runciman, al país se le dijo que era extraordinario y en ese tiempo se sabía que la venta de carnes no era como lo pregonaban», remarcó.

Intereses repetidos.
Por otra parte, Bastián recordó que en los años 90 el país se inundó de «productos de todos los países europeos» y que, como en la actualidad, «se hablaba del ingreso al primer mundo cuando en realidad lo que sucedió fue el cierre de numerosas pequeñas empresas y fabricas».
Para la docente, «no es que la historia se repite», sino que «lo que se repite son los intereses económicos. Si no frenás este mecanismo de apropiación, se sigue repitiendo. Este modelo, al igual que en los 90, la dictadura y la Década Infame, beneficia a unos pocos y es claro el interés de clase».
«Cuando ese pequeño grupo tiene que convencer a los trabajadores, no es que le va a dar la misma oportunidad, sino que busca que apoye sus medidas de gobierno haciéndole creer que le va a cambiar la vida», agregó.