Inicio La Pampa El anillo que no estaba y la Policía encontró

El anillo que no estaba y la Policía encontró

LE RECUPERARON TODO PERO FALTABA ALGO

La Policía de La Pampa le devolvió las pertenencias a una mujer que las había entregado a delincuentes que la engañaron al decirle que Estados Unidos iba a intervenir Argentina y que por eso debía entregar dinero y joyas a un representante bancario. Sin embargo, la damnificada notó que faltaba un anillo muy especial, por lo que le avisó a los investigadores, que en pocas horas lo encontraron en el bolsillo más chiquito de uno de los pantalones secuestrados.
La historia comenzó la semana pasada cuando dos hombres estafaron en Santa Rosa a tres adultas mayores y se hicieron con una importante suma de dinero con la insólita excusa de que Estados Unidos, a través del Fondo Monetario Internacional intervendría el Banco Central, por lo que debían entregar sus valores.
Una de las damnificadas, que prefirió reservar su identidad, le contó a LA ARENA que afortunadamente pudo recuperar todos los elementos de valor que le entregó engañada a los delincuentes. «Quiero destacar que los oficiales de la Seccional Tercera y de la Brigada de Investigaciones se portaron muy bien, fueron muy amables e hicieron un trabajo muy valioso con el que pude recuperar todo», dijo.

Un anillo especial.
En esa línea, fuentes de la Brigada contaron a este diario que durante los trabajos de devolución se encontraron con una historia particular. «A la damnificada le entregamos todos los elementos, pero la señora se quedó en duda con un anillo que le faltaba porque para ella tenía un valor sentimental grande», contaron.
De acuerdo al relato de la propia víctima, el carácter afectuoso de ese elemento es que se trata de una reliquia familiar que se pasó de generación en generación y que tiene más de 95 años en la familia. «Cuando me di cuenta que no estaba los llamé (a los investigadores policiales) y me dijeron que no me preocupe, que lo iban a buscar», contó.
Y agregó: «Después vino uno de los oficiales y me contó que pidió autorización para abrir uno de los autos secuestrados donde había un pantalón en el que encontraron el anillo que estaba en el bolsillo más chiquito».
El valioso elemento junto a otras joyas fue parte del botín con el que se hicieron los dos delincuentes domiciliados en la provincia de Buenos Aires la semana pasada. De hecho, este diario dio cuenta de un allanamiento que se realizó en un edificio céntrico donde la Policía logró detenerlos y dio con el botín: había 30 mil dólares, 1.100.000 pesos, 560 euros y una importante cantidad de joyas.

Agradecimiento.
Al dialogar con este diario, la damnificada lamentó su decisión de no dar su identidad y explicó que lo hace por motivos obvios de seguridad. Sin embargo, remarcó en todo momento el trabajo de los efectivos policiales y de los investigadores que estuvieron detrás de la pesquisa.
«Se portaron muy bien, es muy importante su trabajo. Después que pasó todo enseguida fueron a buscar a estos dos hombres que andaban en dos autos al edificio donde paraban y después recuperaron todo. Si tengo que agradecer es a ellos», destacó.