“El camino es la unidad en la calle”

GREMIOS REALIZARON MOVILIZACION EN SANTA ROSA CONTRA EL AJUSTE DE MACRI

La CGT, las dos CTA y la Mesa Intersindical realizaron ayer una fuerte y ruidosa manifestación en el centro de Santa Rosa contra las políticas de ajuste del gobierno nacional, los despidos y el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).
En adhesión al paro nacional de Camioneros, los gremios se reunieron en la plaza San Martín, donde se escucharon los diversos discursos, y después se movilizaron a Vialidad Nacional -Villegas y Juan B. Justo-, y por las calles de esta capital.
“A pesar de las diferencias que pueden existir, todos sabemos que el gobierno nacional es el enemigo en común de los trabajadores, por eso tenemos que estar juntos”, dijo Francisco Faggiani, secretario general de la CGT pampeana.
En un breve pero contundente discurso, el sindicalista destacó “el entusiasmo, el esfuerzo y las ganas” de los trabajadores en el reclamo y planteó la necesidad de “seguir todos juntos, unidos, hacia adelante”.
Aldo Bafundo, de los empleados legislativos, remarcó que “el paro indica el inicio de un camino de lucha, de unidad y de los trabajadores en la calle, contra el gobierno nacional que ajusta los salarios y beneficia a los grupos económicos”.
“Nosotros como clase trabajadora debemos decirles que no es la forma de gobernar. Por nuestros abuelos y por nuestros hijos que van a tener que pagar la deuda”, advirtió el gremialista, al cuestionar el acuerdo con el FMI.
Al igual que el resto de los gremialistas, Bafundo resaltó la unidad de la Intersindical, de las CTA Autónoma y de los Trabajadores y la CGT, para “decirle basta al ajuste, a la flexibilización laboral” y reclamar “salarios justos y el aguinaldo sin pagar Ganancias”.
El secretario general de la CTA de los Trabajadores, Oscar Gandi, manifestó que “la unidad de los trabajadores es contra el ajuste y el acuerdo del gobierno con el Fondo Monetario que va a limitar las políticas públicas”.
“Nuestro reclamo también es por paritarias sin techo y que los trabajadores no tengan más pérdida del poder adquisitivo como el año pasado”, manifestó a LA ARENA.
Por otro lado, se quejó por el “deterioro” de la industria nacional que afecta a las Pymes pampeanas y de todo el país. Sobre la demanda social, agregó que “en las escuelas nosotros vemos los chicos con hambre y los padres sin trabajo”.
Durante su discurso, en el que cuestionó fuertemente la política de Cambiemos, el gremialista advirtió: “En 2019 vamos a echarlos a patadas a estos desgraciados”.

Basta de despidos.
“Le reclamamos a (Mauricio) Macri que pare la mano y dé marcha atrás con esta propuesta de cambio que solo trajo a los trabajadores retrocesos en sus derechos, con desocupación y hambre”, señaló Marcela Urban, del gremio docente Sadop.
Además, señaló preocupación del sindicalismo por los despidos en Senasa, Agricultura Familiar y “el resto de los organismos nacionales”.
Dijo que “debemos demostrar que a este país lo vamos a poner de pie los trabajadores” y cuestionó la reforma laboral y el veto presidencial contra la ley que frenaba los tarifazos.
“Queremos que se vuelva a debatir la reforma previsional que le quita los salarios a los jubilados y no queremos más despedidos”, siguió.
En referencia al endeudamiento del gobierno de Cambiemos en 50 mil millones de dólares del FMI, manifestó que el préstamo internacional es “a cambio de la miseria para el pueblo argentino”.
También convocó al paro general de la CGT, que según dijo, “se está dando cuenta que lo más importante es la unidad contra este gobierno oligarca”.