Inicio La Pampa El Carnaval movilizó a multitudes

El Carnaval movilizó a multitudes

DESTACAN EL MOVIMIENTO ECONOMICO EN LA PROVINCIA

Luego de los cuatro días feriados que marcaron la festividad del Carnaval llegó la hora de los balances, y según el gobierno provincial como también el municipal el saldo «es muy positivo» por la cantidad de gente reunida y por el movimiento económico generado.
«Estas fiestas son importantes porque a su alrededor se movilizan otros servicios conexos», dijo la secretaria de Turismo, Adriana Romero. También aclaró que los carnavales, como en este caso, «ayudaron a definir y trabajar en una identidad turística, pero debemos acompañarla con buenos servicios, buenas condiciones para el visitante y siendo buenos anfitriones».
Destacó que si bien estos festejos son -en su mayoría- con entrada libre y gratuita, «generan movimiento económico en las cantinas, en alojamientos, venta de combustible y mucho más», solo durante las noches de los desfiles.
La funcionaria se refirió a las actividades que no se tienen en cuenta esa noche, pero que también movilizan la economía, «porque organizar las carrozas, los trajes, los disfraces, también mueve el comercio y genera trabajo entre quienes se dedican a esas tareas durante varios meses en el año».

Distintas fiestas.
Los carnavales se vivieron a pleno en distintos puntos de la provincia, como por ejemplo Speluzzi, «que volvió a reafirmar su estirpe de ‘Capital del Carnaval de La Pampa’ con la presencia de unas 16 mil personas en la noche del sábado», según informó ayer el sitio oficial del gobierno.
«La pequeña localidad norteña vio superadas sus expectativas de visitantes, la presencia de las murgas, comparsas, carrozas, disfraces y la participación estelar de Marí Marí, le pusieron a la noche de carnaval todo lo necesario para que se acercaran visitantes de todo el norte pampeano, disfrutando de la fiesta que ya se convirtió en un clásico. La cantidad de público sorprendió a los propios organizadores, quienes vieron superados por varios miles a las 12.000 personas del año anterior», se resaltó.
Miguel Riglos fue otra de las localidades con multitudinarios carnavales: «más de 9.000 personas participaron de la noche central del sábado», de acuerdo al informe.
En Santa Rosa hubo «más de 12 mil personas» en el predio del Parque Don Tomás. También en 25 de Mayo, «donde la tradicional fiesta organizada por la municipalidad se disfrutó sin venta de alcohol y en La Adela, donde más de 800 chicos disfrutaron de varias actividades programadas por el municipio, junto a sus familias».

Baile popular.
En el Parque Termal de Bernardo Larroudé hubo desfile de carrozas, comparsas, murgas y disfraces. Fue el primer carnaval organizado en el predio contó con la participación de más de 3.000 personas, entre los que hubo turistas que disfrutaron del predio y sus aguas termales durante todo el finde largo y también vecinos de localidades cercanas de La Pampa, oeste de Buenos Aires y sur de Córdoba. Después de las presentaciones propias de la celebración, la jornada concluyó con un gran baile popular.
Otra exitosa fiesta de carnaval fue la que vivió Miguel Cané, con la presencia de unas 1.400 personas incluidos visitantes de Miguel Riglos, Santa Isabel, Uriburu, Trenel y Quemú Quemú.
Rancul vivió su carnaval durante la noche del domingo y contó con la participación de unas 1.300 personas; también allí hubo carrozas y disfraces locales y una comparsa proveniente de Huinca Renancó.

Turismo.
Según el reporte oficial, el feriado extra largo no sólo se disfrutó en las noches de carnaval, también «fue notorio» el movimiento de turistas en distintos destinos de la Provincia.
La Reserva Provincial Parque Luro recibió unas 2.000 personas durante estos días, de los cuales casi 300 realizaron también la visita al Castillo. En el Parque está próxima a comenzar la temporada de avistaje de ciervos en brama, el atractivo más importante del lugar.
Eduardo Castex, con su Parque de la Prehistoria, logró la visita de unas 450 personas durante el fin de semana; llegaron desde Santa Rosa, General Pico y otras localidades, además de turistas provenientes de Córdoba, Mendoza, Misiones, Salta, San Luis y Tierra del Fuego.
La laguna Ojo de Agua de Uriburu continuó con el importante nivel de visitantes que se registró durante todo el verano, con más de 1.800 personas que llegaron desde localidades pampeanas y también desde Puerto Madryn, Buenos Aires, Pellegrini y hasta de Chile.
La estancia La Holanda, en la zona de Carro Quemado, también tuvo buena cantidad de visitas, con turistas de Santa Rosa, General Pico, Buenos Aires, Córdoba y cuatro personas de Bélgica que visitaron el campo y el atelier de Ortiz Echagüe.
La presencia de visitantes extranjeros también fue registrada por la oficina de Turismo de Santa Rosa, con viajeros provenientes de Brasil, Rusia y Chile.

«Sin inconvenientes»
El Festival de Carnavales, que se celebró en distintos puntos de la provincia, transitó «sin inconvenientes», según informó el jefe de la Policía de La Pampa, Roberto Ayala.
A pesar de la masividad del público que asistió en las distintas localidades durante los cuatro días que se extendió el fin de semana largo, principalmente en la capital pampeana, los Carnavales se vivieron «en paz». Esto fue confirmado por Ayala, quien explicó que los efectivos, que estuvieron a cargo de brindar la seguridad, «no han reportado ningún tipo de incidentes».
Consultado sobre el operativo desplegado por la fuerza policial, señaló que «en la provincia, relacionado con los corsos no pasó nada. Hubo personal destacado en distintos puntos según el pedido de los organizadores».
«Si había algún efectivo del Grupo especial con su uniforme particular fue por la distribución en sí de los servicios, pero no por alguna situación de riesgo», indicó en diálogo con LA ARENA.

«Necesitamos un poco de lío»
Rosalynd Valenzuela, directora la Cámara de Comercio local, destacó la participación de la entidad en la organización de los carnavales santarroseños y aseguró fue una «muy linda experiencia».
«Fue una experiencia nueva y muy linda, la gente respondió muy bien. Teníamos un poco de miedo porque no sabíamos con qué nos íbamos a encontrar, pero hubo más de 30 mil personas las cuatro noches y la organización fue muy buena, quedamos muy contentos por haber participado. El sábado hacía muchísimo frío pero la gente igual se prendió, se ve que necesitaba eso, una salida para toda la familia», dijo Valenzuela a Radio Noticias.
Respecto a la demanda en los puestos de comida, Valenzuela dijo que «el sector gastronómico se quedó con la idea del Festival de Calles, pero nosotros suponíamos que no iba a ser lo mismo, la gente consumió lo que pudo. Y es cierto que trabajaron mucho mejor domingo y lunes que sábado y martes. Lo tomamos como una primera experiencia, una inversión a futuro, nuestra idea era cambiarle la onda y que vaya más gente a los carnavales y creo que se cumplió», indicó al tiempo que respondió sobre los cuestionamientos de vecinos al alto volumen del sonido.
«Nosotros aportamos un DJ porque los shows de los cantantes más importantes eran cortitos, así que así seguía la música. Yo creo que era carnaval y feriado y un poco de ruido había que hacer, si queremos movilizar la ciudad necesitamos que haya un poco de lío, si es un lío lindo para mejorar la ciudad, para que la gente esté más contenta y para que los comercios tengan la posibilidad de vender, bienvenido sea. Con el mayor de los respetos, eso es lo que queremos».