Inicio La Pampa El grooming creció un 30 %

El grooming creció un 30 %

LA PANDEMIA "ES LA TORMENTA PERFECTA"

El actual contexto de pandemia mundial se considera como una «tormenta perfecta» para el incremento de los casos de grooming producto de la hiperconectividad de niños, niñas y adolescentes. En la Argentina, ese tipo de delitos se incrementaron un 30 por ciento desde que se impuso el aislamiento social.
«La pandemia de la pedofilia encontró en la tecnología un vehículo de contacto y de proximidad que le facilitó, como nunca, acceder a sus víctimas», explicó Hernán Navarro, director de Grooming Argentina, una organización creada para trabajar en la prevención, concientización y erradicación del grooming.
Los datos fríos advierten que en Argentina se incrementaron en un 30% este tipo de delitos encuadrados en el grooming desde que se inició la cuarentena, aunque en otros países como España se vivió un crecimiento superior al 500%.
Desde la organización Grooming Argentina consideran el actual contexto de pandemia como una «tormenta perfecta» para el incremento de los casos. El término grooming alude a «la acción deliberada de un adulto de acosar sexualmente a un niño, niña o adolescente mediante el uso de Internet, a través de comunicaciones electrónicas, telecomunicaciones o cualquier otra tecnología de transmisión de datos».
Esta actividad, advierten, recrudeció a raíz del aislamiento y la mayor exposición al uso de dispositivos tecnológicos. En cuanto a las redes sociales su peligrosidad reside en que son el lugar donde se agrupan posibles víctimas.
«Cuando analizamos el coto de caza vemos cómo van a buscar a los niños, niñas y adolescentes donde conviven y no me extraña que haya casos en TikTok porque se convirtió en la aplicación con mayor número de descargas en lo que va del 2020», resaltó Navarro.
En materia de prevención, el director de Grooming marcó como fundamental educar en este nuevo fenómeno: «Los niños, niñas y adolescentes tienen la habilidad y la destreza para usar las nuevas tecnologías, pero lo que no pueden percibir es el peligro. Por otro lado un mundo adulto que se encuentra ajeno, que se autoexcluye. Debemos concentrarnos en armonizar esas miradas».
Desde la organización trabajan en el asesoramiento a organismos dependientes del Estado para lanzar campañas concientizadoras. Además crearon la primera y única aplicación para denunciar casos en tiempo real.
Navarro apuntó a un consejo básico: «Ante una situación de este tipo hay que cortar todo diálogo con el delincuente sexual, con el groomer, como se lo denomina técnicamente. Cortar las comunicaciones sin eliminar las conversaciones, no bloquear a los perfiles agresores y no escrachar».

Condena
Días atrás, el empresario Oscar Alberto Cian, de 48 años, fue condenado por la justicia pampeana a dos años de prisión en suspenso, por ser autor del delito de grooming en perjuicio de dos menores de edad. En la causa se probó que Cian se contactó, a través de la red social Instagram, con una adolescente de 15 años «desde aproximadamente junio de 2019, a través del usuario ‘Oscar.Cian’. En esa oportunidad, el imputado reaccionó a una foto que la menor subió junto a una amiga, poniéndole un emoticón de ‘cara enamorada’ y luego siguió reaccionando a las fotos de la misma manera, y en algunos casos comentando y escribiéndole hasta fines de marzo. En las conversaciones Cian le profirió a la víctima palabras obscenas», dice el fallo.
Además se le imputó a Cian «haber enviado fotos» de situaciones íntimas, y «sin poder precisar fecha», a otra menor -que actualmente tiene 15 años- por intermedio de Instagram. Su finalidad era encontrarse con ella, añade la sentencia.