Inicio La Pampa "El perjuicio provocado es muy grave"

«El perjuicio provocado es muy grave»

LA FIA CAPACITA SOBRE VIOLENCIA LABORAL

La Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA) comenzó a dictar una serie de capacitaciones sobre violencia laboral, a personal jerarquizado y jefes de departamentos de las distintas jurisdicciones del Instituto de Seguridad Social, actividad que continuará este viernes 21 y se extenderá al resto de los agentes del organismo los próximos jueves 27 y viernes 28 de junio.
En la jornada estuvieron presentes por el ISS, el vicepresidente Rubén Mendoza y el secretario general Raúl Ortiz. La capacitación fue encabezada por el fiscal Juan Carlos Carola, acompañado de las abogadas Anabella Gallego y Agustina Galván y el secretario Manuel Tedín.
«El rico e interesante intercambio que se generó en la primera jornada en el ISS, fue una grata sorpresa, porque la participación en los intercambios fue masiva; participaron de manera muy inteligente, muy llana y distendida, pero considerando la seriedad que tienen estos temas. Trabajamos en la prevención de la violencia laboral, para que ese tipo de actos no se produzcan. Capacitamos a funcionarios, jefes y empleados de toda la administración pública provincial, respecto de sus derechos y obligaciones en relación al trato de jefes a empleados y en sentido inverso», manifestó Carola.
El titular de la FIA amplió: «La violencia puede ser particularizada de muchas maneras: de género, sexual y laboral, que es un tipo de violencia más. En las capacitaciones que damos a empleados, les brindamos las herramientas para que puedan identificar cuando se están dando situaciones de violencia o cuando están empezando a darse esas condiciones para tratar de prevenir, de que no se llegue a la existencia del maltrato».
Carola detalló que los factores que identifican la violencia «son muchos y dependen de cada organización, pero algunas cuestiones elementales a considerar son cuando existe un maltrato o destrato, que suele ser naturalizado en muchas ocasiones, aunque depende muchas veces de las personalidades de los jefes o empleados».

Toxicidad.
Carola, en tanto, apuntó que «al visibilizarse la problemática, posibilita identificar la situación de violencia laboral y activar inmediatamente los mecanismos para que esta actitud no se profundice. Esto por los efectos, porque provoca mucha toxicidad dentro de la organización, pero además genera una responsabilidad del Estado por no controlar que no haya violencia laboral y también mucha pérdida de productividad en el trabajador, es decir, un efecto económico negativo para el Estado porque se piden muchas licencias, hay ausentismo, la calidad del trabajo de la persona que está siendo acosada es baja. El perjuicio provocado es muy grave».
Como objetivos y alcance de la capacitación brindada, el fiscal remarcó que «el buen trato tiene que ser la regla en todas las organizaciones. No solo es una regla moral sino legal, porque está en el Estatuto del empleado público de la Provincia que establece el trato cortés, decoroso, respetuoso y está prohibido cualquier tipo de violencia. Es casi un deber de cada uno cumplirlo y hacerlo cumplir».

Proyecto.
Según explicó Carola, «estas capacitaciones ayudan al empleado a entender qué está pasando. A veces el trabajador se siente incómodo y no sabe muy bien por qué, empieza a no tener ganas de ir a trabajar e ignora la razón. Por lo general, el empleado violentado es el último en darse cuenta que es víctima de violencia laboral, por eso estas capacitaciones ayudan a entender que determinadas conductas son intolerables, la persona empieza a empoderarse y luego a poder plantarse frente a los agresores».
El fiscal hizo referencia a un proyecto para tipificar la violencia laboral en el ámbito de la administración pública. «Estamos trabajando para presentarlo en los próximos meses. Ya estaría definido, pero tenemos previsto socializarlo para enriquecerlo y presentarlo próximamente».