Inicio La Pampa "El sanatorio hizo un esfuerzo enorme"

«El sanatorio hizo un esfuerzo enorme»

SANTA ROSA TENDRA SU PROPIO BANCO DE HOMOINJERTOS DESDE SEPTIEMBRE

El Sanatorio Santa Rosa tendrá desde septiembre su propio servicio de Banco de Homoinjertos, que se encargará del procesamiento y la preservación de válvulas y tejidos cardíacos que serán implantados en los pacientes que lo necesiten. «El nivel de complejidad que tendremos estará en el tope de Sudamérica, junto con la Fundación Favaloro y el Garrahan», celebró el jefe del Servicio de Cirugía Cardiovascular de la institución, Jorge Rigutto.
Acompañado del director médico del Sanatorio, Raúl Colombato y del director administrativo, Víctor Ballesteros, el cirujano sostuvo que la novedad es el resultado de «un esfuerzo enorme del Sanatorio y del Servicio de Cirugía, ya que se necesita de un equipamiento de alta sofisticación que funcionará en una sala acondicionada con medidas extremas».
Además del sofisticado equipamiento técnico, lo que se requiere es de recurso humano calificado. «El nivel de complejidad que se necesita es muy alto a nivel técnico, pero también se necesita de equipos quirúrgicos altísimamente entrenados en homoinjertos, que hayan hecho la capacitación previa», sostuvo.
Según relataron a LA ARENA, el Banco de Homoinjertos del Sanatorio será el único en el interior del país tras experiencias fallidas en Mendoza y Bahía Blanca, y se sumará a los que funcionan en la Ciudad de Buenos Aires (Fundación Favaloro y Hospital Garrahan) y en la provincia de Buenos Aires (Cucai La Plata), lo que generará una fuerte demanda en la región.
«El banco nos permitirá que el 95% de los pacientes que operemos de válvulas cardíacas sean transplantados con válvulas humanas, de modo tal que se dejará de usar las prótesis convencionales», resaltó Rigutto.
Respecto de la calidad del servicio, Colombato consideró que es posible gracias al esfuerzo conjunto entre la institución y el médico cirujano. «Que un profesional como Rigutto, que puede trabajar en cualquier lugar del mundo, esté acá con todo lo que significa desde lo operativo hasta lo económico, hace que todo esto sea loable», destacó.

Transplantes.
Además de la instalación del Banco de Homoinjertos, los profesionales también contaron que desde septiembre la institución comenzará a realizar transplantes de corazón, por lo que se instalaron dos bombas de levitación magnética para realizar la asistencia circulatoria en el período de pre-transplante. «Si llega un paciente con infarto agudo de miocardio o cuadro irreversible de shock cardiogénico se lo puede colocar en asistencia circulatoria hasta 45 o 60 días con el soporte técnico que reemplaza el corazón y lo mantiene con vida», explicó Rigutto.
Pero si el paciente que se encuentra en lista de espera del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (Incucai) para recibir el órgano excede el plazo de 60 días con el soporte técnico, podrá ser derivado a otro lugar o bien recibir un dispositivo mecánico que reemplaza al corazón.
Para eso, el sanatorio santarroseño firmó un convenio con Baires Medical, una firma porteña que importa corazones mecánicos alemanes. «Si en esos 60 días no aparece un donante de corazón, al paciente que lo espera se lo puede trasladar o en su defecto podremos colocarle un corazón mecánico temporal, que lo mantendrá con vida: hay casos de pacientes que llevan consigo una mochilita alrededor de 2.500 días en las que transportan el dispositivo colocado y esperan recibir su transplante», según Rigutto.

Capacitación.
La puesta en funcionamiento de los servicios está acompañada por la inversión en capacitación del personal que se promueve desde la administración de la institución para así favorecer la experiencia médica de cada paciente. “Vamos a hacer el mayor esfuerzo para sostener la actividad administrativa, el personal de enfermería y de posoperatorio en las mejores condiciones de capacitación. También generaremos sapiencias al personal para encarar un proceso de digitalización en materia de historia clínica y telemedicina, todo en función del trabajo que realiza Rigutto”, anunció el director administrativo del sanatorio, Víctor Ballesteros.