Inicio La Pampa "El voto es lo más importante"

«El voto es lo más importante»

UNA ABUELA QUE A LOS 97 AÑOS NO PIERDE LA ESPERANZA

Nélida Decristófano de Orzoacoa llegó a las 9 a votar al Colegio Ciudad. De la mano de una joven que la acompañó hasta el cuarto oscuro, la mujer, de 97 años, una de las integrantes de la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo, recibió un caluroso aplauso de los periodistas y las autoridades de la mesa 67 cuando depositó el sobre en la urna.
«El voto es lo más importante de la vida, porque este es un país democrático y los mayores, la única forma de manifestarnos es venir a votar. Yo no puedo ir a las manifestaciones, iría con todo gusto, pero no puedo», dijo.
Nélida es la mamá de Carlos «Vasco» Orzaocoa. Abogado, de 65 años, padre de cuatro hijos, sufrió en carne propia el terrorismo de Estado. Mercedes Gómez era su esposa en los ’70. Ella estaba embarazada de siete meses cuando fue secuestrada en Córdoba en marzo de 1975. Carlos, junto a su hija, también fruto de su pareja con Mercedes, se exilió en Europa y en América Latina. El militante regresó al país en 1987 y empezó a colaborar con Abuelas. Hoy encauza su compromiso social en organismos de DD.HH.
«Bueno, esperemos que este país mejore, que este país es maravilloso, tiene de todo, tiene todos los insumos, tiene gente maravillosa, muy preparada, entonces, este país tiene que estar a la cabeza de todos los países de América Latina, como a estado en otras décadas. La verdad que estoy encantada de venir a votar y del acompañamiento que me han hecho. Gracias», dijo Nélida, momentos después de votar, sentada en una silla que le alcanzaron para entablar un diálogo breve y ameno con los medios de comunicación.

-¿Tiene esperanza en recuperar a su nieto?
-No pierdo la esperanza, creo que Dios me da vida para que llegue a encontrarlo, quiero encontrarlo. Y quiero darle un abrazo, espero que pueda verlo, la verdad que es una lucha que estamos haciendo toda la familia: el padre, la hermana, los primos, todos están luchando por encontrarlo a ese hermano, ese nieto, que tanto queremos. Ahora, si por desgracia se me termina la vida antes, sé que va a ser una mujer o un hombre maravilloso como fue su madre y como es su padre, que vive y que está luchando por su hijo.

-¿Tiene expectativas cada vez que se anuncia la recuperación de un nieto?
-Sí, cada vez que aparece uno a mí me parece que va a aparecer el mío, la verdad que sí, creo que va a aparecer.

Cuando concluyó la breve conversación con el periodismo, el intendente electo de Santa Rosa, Luciano Di Nápoli, quien llegaba para votar en el mismo establecimiento, saludó y abrazó afectuosamente a Nélida.