Inicio La Pampa Empresarios ofrecieron una solución

Empresarios ofrecieron una solución

Empresarios de transporte locales ofrecieron a la Municipalidad de Santa Rosa la prestación de un servicio de emergencia ante el lock out patronal realizado por la empresa Autobuses Santa Fe. Sin embargo, el Ejecutivo municipal rechazó la propuesta.
La ciudad de Santa Rosa cumplió su sexto día consecutivo sin el servicio público de transporte urbano de pasajeros. Ante esto, las empresas CSG y Pony decidieron ofrecer sus unidades e implementar un sistema de emergencia para que los vecinos y vecinas de los barrios más alejados puedan contar con movilidad.
La novedad fue confirmada por Eduardo Christensen, titular de la firma CSG, que actualmente está abocada al traslado de niños y niñas a las escuelas.
«Como estamos de vacaciones, y para que la gente no se quedara sin transporte durante las vacaciones, yo le ofrecí al intendente y a la gente de Transporte de la Municipalidad hacer un servicio de emergencia», explicó Chistensen.
La propuesta fue realizada en conjunto con Pony, otra empresa local que presta el servicio escolar, «porque entre los dos juntamos aproximadamente 22 unidades». En ese sentido, Christensen indicó que ofrecieron una solución inmediata, en donde la comuna «nos dieran el combustible y que la gente viajara gratis».
«Es un servicio de emergencia, yo entiendo a la gente que vive en los barrios que se entregaron nuevos, nosotros andamos todos los días ahí y sabemos que le queda todo re lejos», añadió.
A su vez, Christensen manifestó que hicieron la oferta para que el Municipio «no se sintieran presionados por esta mafia del transporte». Consultado sobre la que les dio el intendente Leandro Altolaguirre, el empresario del transporte manifestó que solo les dijo «gracias», sin dar mayor lugar a un análisis.
Por otra parte, el empresario opinó sobre el conflicto entre la empresa Autobuses Santa Fe y la Municipalidad de Santa Rosa, y manifestó que «lo lógico es que no lo puedan suspender porque es un servicio público».
«Primero se tienen que agotar todas las instancias, entiendo que el transporte público sin subsidios no se puede sostener y que a lo mejor no les queda plata para renovar las unidades. Pero no creo que pierdan lo que ellos dicen que pierden», concluyó.