Inicio La Pampa En La Pampa, la Afip recaudó menos que a nivel nacional

En La Pampa, la Afip recaudó menos que a nivel nacional

LOS TRIBUTOS QUE MAS APORTARON EN 2019 FUERON IVA, GANANCIAS Y SEGURIDAD SOCIAL

La estructura tributaria está concentrada en La Pampa en tres tributos: IVA, Ganancias y Seguridad Social que, en conjunto, explican el 63,8% de la recaudación de la Administración Federal de Ingresos Públicos.
JUAN JOSE REYES
La recaudación tributaria en 2019 en La Pampa estuvo por debajo de la inflación, es más, un punto porcentual más que en Nación alcanzando el 0,4% del total. El impacto del atraso salarial, suba informalidad y pérdida de puestos de trabajo pegó fuerte en la recaudación tributaria con 47% más que año pasado.
La Región Junín comprende dos delegaciones, una en Santa Rosa y la otra en General Pico. La percepción fiscal en toda la provincia trepó a $ 21.341 millones, fiel reflejo del impacto de la recesión económica. La capital, cabecera de la región, recaudó 65,3% del total con $ 13.926 millones, y la delegación piquense el 34,7% restante, $ 7.414 millones.
La presión fiscal recayó en 226.322 contribuyentes pampeanos del comercio y servicios, cooperativas, industrias, productores rurales, monotributistas y agentes en relación de dependencia.
Así, los ingresos tributarios ascendieron el año pasado en el país hasta los $ 5,1 billones, un incremento del 48,5% en relación a 2018 (uno más que La Pampa) por la caída en términos reales por la baja de la actividad y el consumo. Creció el gravamen directo a las Ganancias fruto de la mayor presión fiscal, y muy poco Bienes Personales y Monotributo. También subió Débitos y Créditos (cheque) y paradójicamente hubo aumento del IVA impositivo a pesar de la eliminación durante 2 meses del cobro de ese tributo a los alimentos de primera necesidad hoy por un fallo de la CSJ devuelto a las provincias.
La estructura tributaria está concentrada en tres tributos aquí: IVA, Ganancias y Seguridad Social que, en conjunto, explican el 63.8% de la recaudación. Pero cuando se incorporen los Derechos de Exportación se observará que a 8 de cada 10 pesos de la recaudación pampeano fueron aportados por cinco tributos.

Perdió contra la inflación.

La inflación no solo se comió los salarios sino también la recaudación fiscal en términos reales. El superávit de la AFIP en La Pampa con respecto al año anterior fue de $ 8.323 millones gracias al aporte de 226.322 contribuyentes locales que tributaron más de 21 mil millones de pesos, es decir un punto menos que a nivel nacional que trepó al 48,5%.
En el cuadro anexo se aprecian los cuatro pilares de la recaudación. El punto más alto aquí se lo llevó Ganancias con el 25,6% de participación y un total de 5.461 millones; le siguió el IVA con más del 22% (4.726 millones); la Seguridad Social con el 16,1% y 3.411 millones y finalmente el impuesto para débitos y créditos bancarios (cheque) con 2.648 millones (12,3%).
En menor cuantía le siguieron el rubro «Otros impuestos» con 2.306 millones, el Monotributo con el 7,82% (1.503 millones de pesos) y finalmente Bienes Personales con el 6% restante ($ 1.284 millones).
Preocupa que la suba interanual del IVA haya sido tan baja con alta inflación. Pero sin dudas que el achicamiento del mercado de trabajo fue consecuencia de ello. Todo signo de una parálisis económica muy profunda. Aquí no se contabilizan las retenciones agropecuarias que pagan productores, que superó los 370 millones de dólares en soja y pellets y otros granos y oleaginosas.
Es significativa la exigua diferencia que hay entre las dos agencias de recaudación en lo que respecta al tributo a los Bienes Personales, lo cual indica que por lejos la mayor riqueza provincial está concentrada en el cuadrángulo noreste con la mitad de la población pampeana. La delegación allí recaudó 557,6 millones (41.8%) y en la capital 726,5 millones (58,2%).
El otro dato particular ha sido lo ingresado por el gravamen al cheque que creció por encima de los 2.648 millones, pues es el medio de pago estratégico del sector agropecuario y el comercio (solo resta agregar aquí que como ingresa vía Banco de La Pampa, solo lo perciben en la agencia Santa Rosa).

Recaudación nacional y recesión.

Por la fuerte baja en el consumo y de los beneficios fiscales otorgados para morigerar la inflación, el año 2019 terminó con un incremento de los ingresos del fisco de 48,5%, por debajo de la inflación anual estimada en 54,5%.
En términos reales, se cerró el año con una contracción del 3,6% en relación con el año 2018. Según la AFIP, en el año se recaudaron $ 5.023 billones. Los efectos del menor dinamismo en el nivel de actividad se observan en el IVA y el impuesto a las Ganancias, que culminaron 2019 con una variación acumulada frente al año anterior del 38,7% y 47,8%, respectivamente. Los ingresos vinculados con el Sistema de Seguridad Social, por su parte, registraron un aumento de apenas el 33,9%.
Los analistas del mercado estimaron que la inflación minorista de 2020 será del 42%, 0,8 puntos porcentuales inferior respecto del relevamiento previo, según el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) de diciembre, que difunde el Banco Central.
En cambio, para el año 2021 la expectativa de inflación de los analistas financieros se ubicó en el orden del 30,1% para el nivel general de precios y para el 2022, cuando se volvería en la senda del crecimiento, una disminución al 25,5% para el nivel general de precios.