“Es un plan contra trabajadores”

PREOCUPACION EN AGRICULTURA FAMILIAR POR POSIBLE OLA DE DESPIDOS

Trabajadores de Agricultura Familiar, que depende del gobierno nacional, advirtieron que la intención de la administración de Cambiemos es llevar adelante una nueva ola de despidos entre 300 y 600 trabajadores de las distintas dependencias del país, una decisión que tendría como objetivo final “la destrucción” de ese organismo.
Luciano González, delegado gremial en la oficina local de Agricultura Familiar y que funciona detrás de la terminal de ómnibus, dijo ayer que el gobierno de Mauricio Macri “está haciendo desaparecer al sector más chico del campo”.
González encabezó la asamblea que se realizó por la mañana y en la cual se decidieron acompañar las medidas de fuerza que se lanzaron a nivel nacional ante lo que se anuncia como una nueva ola de despidos y que alcanzaría a 600 personas.
“Se confirma lo que veníamos denunciando desde hace tiempo y es que en el marco del ajuste que lleva adelante el Gobierno se avanza sobre la destrucción de la subsecretaría de Agricultura Familiar. Venimos hablando del vaciamiento, que arrancó con recortes presupuestarios, falta de financiamiento, de movilidad e insumos, que luego fue acompañado por una primera tanda de despidos”, dijo el gremialista de ATE en declaraciones realizadas a Radio Noticias.
Y añadió: “Ahora han dejado trascender una nueva ola de ajuste que implicaría la disolución de Agricultura, porque se está hablando de entre 300 y 600 despidos, por lo cual es dictar el cierre como institución que trabajaba con pequeños productores, y sin trabajadores es imposible poder trabajar con los productores”.
En ese sentido, González señaló que dicha Subsecretaría fue creada para trabajar “con el sector más vulnerable del campo, que tiene que ver con el trabajo en la situación de salud, para mejorar la vida rural, electrificaciones, caminos rurales”.
El sindicalista se mostró pesimista respecto al futuro del organismo. “Nosotros entendemos que vamos al cierre de esta dependencia, es decir que se da por concluida una política pública de apoyo a los pequeños productores. Hoy se transformó en un ministerio al servicio de grandes corporaciones, terratenientes y laboratorios, para beneficiar a los sectores más concentrados de la economía”.

“Plan de guerra”.
El delegado de la Subsecretaría de Agricultura Familiar señaló que “se está llegando a un techo en las luchas sectoriales. No podemos hacer que la dirigencia sindical llame a un paro para derrotar con un plan de lucha los despidos en Agricultura Familiar, en Télam, en el INTI, en la industria y la actividad privada. Esto es un plan de guerra contra los trabajadores y es lamentable que ni las CTA, ni la CGT estén llamando a desarrollar a un plan de lucha para derrotar en esta política”.
González viajaba anoche hacia Capital Federal para participar hoy del plenario de delegados de todo el país. Y a las 13.30 está prevista una asamblea en el Ministerio. En tanto que el paro activo se extiende hasta el viernes inclusive.