Inicio La Pampa "Es un retroceso atroz"

«Es un retroceso atroz»

REPUDIO POR VIDAL

Las Colectivas y organizaciones feministas expresaron su «enérgico repudio» a la designación de Silvana Vidal al frente de la Dirección de Niñez de la Municipalidad de Santa Rosa. «Es manifiesto que Leandro Altolaguirre, en su afán de conseguir votos de este sector evangélico, prioriza acuerdos electorales a costa de los derechos de la niñez y adolescencia», apuntaron en un fuerte comunicado de prensa.
La polémica decisión del intendente Altolaguirre, quien el jueves último puso a funciones a la docente de Nivel Inicial Silvana Vidal -referente de la Iglesia Evangélica- como directora de Niñez, Adolescencia y Familia, generó un amplio rechazo del movimiento feminista, quienes cuestionaron que su designación «responde a compromisos políticos».
«Es manifiesto que Altolaguirre, en su afán de conseguir votos de este sector evangélico, prioriza acuerdos electorales a costa de los derechos de la niñez y adolescencia», criticaron los diversos grupos feministas, quienes catalogaron la decisión como «un retroceso atroz».
El malestar del movimiento radica en la posición que tomó Vidal respecto a la discusión sobre la interrupción involuntaria del embarazo. En ese sentido, expresaron: «Consideramos que una representante de la Iglesia Evangélica, quien se ha manifestado abiertamente en contra de derechos que atañen a la niñez y adolescencia y que claramente está a favor del aborto clandestino, no debería estar al frente de un área tan sensible».

Cercenar derechos.
A su vez, aseguraron que «una persona con las creencias de Vidal va a cercenar el derecho a la educación sexual integral y a la diversidad» ya que «en más de una oportunidad, los espacios que ella lidera sostuvieron que las niñas violadas deben parir».
Y prosiguieron: «Tenemos claro que el motivo de esta designación responde a compromisos políticos y deja de lado lo que debiera ser una preocupación y política de estado, como es garantizar el bienestar de la niñez».
«Estas prácticas políticas no hacen más que evidenciar la derechización de los gobiernos y con ello el abandono del Estado como garante de los Derechos Humanos. Vidal, hoy Directora de Niñez, estuvo al frente de las marchas contra la interrupción voluntaria del embarazo. Tanto ella como su esposo, el concejal y pastor evangélico Roberto Torres, representan lo más conservador y retrógrado de nuestra sociedad», concluyó el comunicado.