Inicio La Pampa Estaba aislado en San Martín pero andaba en auto y volcó

Estaba aislado en San Martín pero andaba en auto y volcó

VIVA LA PEPA

(Jacinto Arauz) – Un vuelco en la ruta nacional 35, de un automóvil conducido por un menor de edad, que debía estar aislado, finalizó con el chico hospitalizado y varios familiares involucrados en una causa penal por violar las medidas dispuestas por el Gobierno provincial ante la pandemia de Covid-19.
El hecho se registró ayer a la tarde, cuando la Policía sanmartiniana fue alertada de un accidente en el kilómetro 150 de la citada ruta, constatando la presencia de un Fiat Uno volcado y que era conducido por un menor de 16 años, con dirección de Bernasconi hacia General San Martín. Obviamente no tenía carné de conducir y debía estar cumplimentando
aislamiento obligatorio dispuesto por el área de Salud.
Además de la Policía, colaboró personal de Bomberos Voluntarios con el auxilio del menor, personal del hospital sanmartiniano y la ambulancia de Jacinto Arauz que justo circulaba por el lugar. El menor fue trasladado al hospital de San Martín para un primer control y luego derivado a General Acha para su mejor evaluación.
En el lugar se presentó un hermano del menor que también debía estar aislado, además un grupo de familiares que se constituyeron en el hospital que debían estar también aislados.
Por esta razón, se iniciaron actuaciones por el accidente de tránsito a los efectos de averiguar las causales y por los artículos 205 y 239 del Código Penal, por el quebrantamiento del aislamiento a la madre del menor, el hermano y demás familiares que se presentaron en el hospital.
«Por el momento tenemos tres personas identificadas pero no podemos notificar por el aislamiento que pesa sobre ellos, pero cuando se venza el mismo serán notificados a disposición de la justicia», dijeron fuentes policiales.
El auto fue secuestrado y depositado en la comisaría sanmartiniana. Las actuaciones ante el Juzgado de Faltas local porque el menor carecía de carné y las actuaciones judiciales en la fiscalía de turno de General Acha.

Vera: «Lo que dijo es mentira».
Después que se confirmó el primer caso de coronavirus en una mujer de la localidad de General San Martín, el intendente Raúl Espir salió a decir que «Salud le dijo a la paciente que no se aislara», algo que generó el enojo y la indignación de las autoridades sanitarias que salieron a desmentirlo. «Desmentimos que no le recomendamos aislarse, es una mentira», aseguró este domingo el subsecretario de Salud, Gustavo Vera.
En la edición de ayer, este diario publicó las declaraciones radiales del jefe comunal de San Martín, quién informó sobre el caso e indicó que se trataba de una mujer «que se encuentra en buenas condiciones», pero que tuvo síntomas gripales y pérdida del olfato, por lo que se realizó el hisopado. Además, Espir sostuvo que «ella unos días antes (del hisopado) se autoaisló, en realidad Salud no le dijo que se aislara».
Esas declaraciones indignaron a las autoridades del Ministerio de Salud, y fue el propio Vera quién en declaraciones a LA ARENA desmintió al jefe comunal al expresar que «lo que dijo son mentiras, no es real que no le dijimos a la paciente que se aísle». Y en esa línea, explicó: «La paciente se atendió en un consultorio privado y después le consultó a Salud, nosotros siempre le dijimos que se tenía que aislar y actuamos igual que en cada caso que surge, todo como indica el protocolo».

Aislados.
A su vez, el subsecretario de Salud provincial sostuvo no saber «por qué salió a decir eso», y expresó: «El intendente tiene que respetar y acompañar al equipo de Salud de San Martín que viene trabajando y en contacto permanente con el Ministerio y con la Dirección de Epidemiología, pero no nos tiene que poner palos en la rueda».
A su vez, el funcionario provincial explicó que producto del caso positivo en esa localidad hay poco más de 140 personas aisladas, de las cuales 13 son contactos estrechos de la mujer y el resto son contactos de contacto.
«Quiénes se deben aislar es una cuestión técnica que la decide el equipo de Salud, no el intendente. Si cree que los aislados son muchos y eso va a afectar la actividad tiene que saber que si nosotros detectamos caso en un comercio ese comerciante se debe aislar y luego desinfectar el local, pero nosotros nunca obligamos a cerrar las puertas, porque pueden poner a otra persona».
Además, Vera dijo: «vamos a seguir trabajando por la comunidad como lo venimos haciendo», y reiteró que «si se detecta un caso se va a aislar, lo mismo con sus contactos y si aparecen dos o más síntomas hacemos el hisopado, le guste o no al intendente».

«Versero y mentiroso».
Finalmente, este diario se contactó con fuentes del hospital local, quienes trabajan en la atención primaria del caso activo y también colaboran con la Dirección de Epidemiología en el monitoreo de las personas que permanecen bajo aislamiento. Y tal como se indicó al principio de este artículo, también sumaron sus cuestionamientos a las declaraciones del jefe comunal.
«Es un versero por decir que no aislamos a la paciente, es una mentira grande como una casa», apuntaron. Y explicaron: «A la mujer la trató el médico privado en un principio y no sabemos si la mandó a aislarse o no. Pero ese médico nos avisó a nosotros cuando apareció el síntoma de la anosmia (pérdida del olfato), y ahí nosotros intervenimos y le avisamos a la paciente que se debía aislar».

«No puedo decir nada de Salud».
El intendente de General San Martín, Raúl Espir, se mostró preocupado por la aparición de casos positivos de Covid-19 en la localidad y consideró que en el fragor de llevar tranquilidad a la gente, respondió preguntas que no tenía que responder durante una entrevista radial.
Una de ellas tiene que ver con la pileta climatizada que ayer suspendió las actividades el Comité de Emergencia por una semana. Durante la entrevista, Espir comentó: «Cuando venga Epidemiología, que estudie un poco más el caso en sí, porque hay distintos casos que hay que ir viendo en forma particular, ejemplo pileta, donde se está tomando un grupo bastante grande y tal vez debería reducirse, porque no es toda la pileta».
En realidad, dijo ayer ante la consulta de este diario, el director del hospital Norberto Rovera no
estaba en la localidad, «había viajado a General Pico, cuando publican desde Santa Rosa que hay un caso positivo, se ve que las dos doctoras empezaron a llamar a un montón de gente para ir aislando a todos los contactos, eran muchos de la pileta, se armó un caos acá, como que todo el mundo estaba involucrado», señaló.
Sobre el primer caso, donde especificó que la mujer «tenía síntomas como si fuera un estado gripal y uno de los síntomas característicos fue la pérdida del olfato, se la hisopó este viernes. Ella unos días antes se autoaisló, porque en realidad no recibió, Salud no le dijo aislate unos cuantos días antes». El jefe comunal aclaró que «ella se trató en el privado primero, qué le dijo el privado no lo sé, pasaron unos días hasta que la hisoparon el viernes», manifestó.
Al apuntársele que tal vez en el fragor de las preguntas y respuestas el comentario quedó «medio enredado», respondió: «Casualmente ahora en un rato tengo que ir a hablar con Rovera a aclarar los tantos, porque nada que ver, tal vez Rovera o Salud se sintieron molestos, pero nada que ver, no puedo decir absolutamente nada de salud. Es que he respondido preguntas que no tendría que haber respondido, porque era cuestión de Salud, tenían que responder ellos».