Inicio La Pampa Estudiante de la UNLPam lleva adelante huerta orgánica en la residencia donde...

Estudiante de la UNLPam lleva adelante huerta orgánica en la residencia donde vive

La joven Micaela Sánchez se mudó en septiembre a la residencia universitaria que la Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam) posee en la ciudad de Santa Rosa. Siempre tuvo la idea de hacer una huerta y al comentarle su deseo a una compañera se enteró que ya había habido algunos intentos en ese lugar.

Así, habló con el encargado y le pidó permiso para poder trabajar la tierra y ponerla a producir. «Tuvo muy buena predisposición. Me habilitó una manguera y herramientas», contó la chica en diálogo con LA ARENA.

La huerta empezó gracias a los plantines que Micaela hizo con un amigo, para los cuales usaron semillas del joven y del INTA. «También una amiga había hecho muchísimos y me pasó un par cuando le comenté lo que quería hacer», agregó la entrevistada.

Actualmente el espacio cuenta con rúcula, albahaca, acelga, berenjena, tomates, pimientos, ajíes y zapallos criollos. «Todos de semillas orgánicas», aclara Micaela, quien indica que la huerta es mantenida principalmente por ella, pero que ha invitado a sus compañeros habitacionales a cosechar «para comer» si así lo desean.

«Hay veces que me ayuda alguno que se acerca a preguntarme cómo va todo, y riegan conmigo. Utilizo botellas de tres litros de plástico con unos agujeros en las tapas, y voy regando planta por planta, controlando también su salud. Normalmente me voy acomodando con horarios, dependiendo del calor y la luz del sol, a la mañana temprano cuando no le pega el sol, y lo mismo a la tarde. Lleva tiempo y paciencia pero me compensa con alimento», describió la joven sobre la rutina para mantener la huerta.

Micaela tiene 24 años, es oriunda de Toay y estudia la Tecnicatura en Producción Vegetal Intensiva en la Facultad de Agronomía de la UNLPam.

Manifiesta que se decidió a cursar dicha carrera porque «tenía la necesidad de tener respuestas a preguntas que le surgen a cualquiera con huerta en sus casas, así que me inscribí por la practicidad que conlleva».

Asimismo, la estudiante explicó que va «intercalando no solo con lo que puedo aprender en la facultad sino moviéndome y adquiriendo conocimientos en lo que es el entorno, donde mis amigos y amigas tienen huertas en sus casas, trabajan la tierra y deciden todos los días dedicarle tiempo y amor a las plantas que – afirma Micaela – nos dan salud y soberanía».

Fotos: Facebook Universidad Nacional de La Pampa.