Firman contrato para obras en General Pico

MODIFICARAN EL INGRESO AL CENTRO UNIVERSITARIO Y AMPLIARAN UN BUFFET

Oscar Alpa, rector de la Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam), ayer a la mañana en esta ciudad, firmó los contratos para la realización de dos obras edilicias, una en el Centro Universitario de la calle 9, y otra en el predio de la Facultad de Ciencias Veterinarias. Esto se suma a la culminación del Hospital Escuela de Pequeños Animales de la Facultad piquense, que fuera aprobada días atrás en la ciudad de Santa Rosa.
Además, el rector destacó que esto se hará con el propio presupuesto de la Casa de Altos Estudios, y que en cambio otras obras de mayor envergadura, como es la construcción de un nuevo Comedor Universitario para General Pico, requiere de fondos de Nación, de los que hoy no se disponen.
El rector de la UNLPam, consideró que las obras que se firmaron ayer son “pequeñas pero importantes”, dado que las mismas se harán “con el propio presupuesto de la Universidad”.
“Nos gustaría tener otro tipo de financiación que nos permita hacer las grandes obras que necesitamos para Pico y Santa Rosa. Estas pequeñas obras nos permiten cumplir viejos anhelos, y seguimos con el compromiso de seguir avanzando en estas obras edilicias que son en beneficio de nuestros estudiantes y docentes”, dijo.
Respecto de los trabajos en la Facultad de Veterinarias, Alpa indicó que se hará una ampliación del buffet del Centro de Estudiantes, el cual “se expandiría en 68 metros cuadrados” y tendría capacidad para 50 personas más. Esto incluiría la construcción de una nueva parrilla, de un sendero y de la colocación de un sistema lumínico que permita su uso en una franja horaria más amplia que la del horario de clases.

Nuevo ingreso.
En segundo turno, Alpa junto a Hernán Prieto, decano de la Facultad de Ingeniería, firmó el contrato para la obra que implicará la reubicación del acceso al Centro Universitario, que tiene entrada por las calles 9 y 110, y que a partir de ahora se trasladará a la calle 7, donde hay un mayor espacio de estacionamiento y menor circulación vehicular.
“Con esta obra cumplimos más de un objetivo. Es un viejo anhelo ya que el Centro Universitario data de 1995 y desde ese entonces el ingreso está planificado sobre la calle 9, que en aquel momento era poco transitada. Muchos años después decidimos replanificar el ingreso sobre la calle 7, que tiene menor circulación y mayores posibilidades de estacionamiento de vehículos, bicicletas y motos. Estas son grandes obras desde el punto de vista de la refuncionalización del Centro Universitario, que nos va a permitir refuncionalizar las instalaciones internas por los distintos ingresos internos, con lo cual se va a utilizar de otra manera el patio, generando un campus universitario de ingreso en varios lugares del establecimiento. Esto también nos va a permitir la posibilidad de tener una nueva aula. Eso no es menor en una institución donde cohabitan dos facultades con más de diez carreras y más de mil alumnos diarios”, dijo Prieto.
Este nueva aula que se generaría permitiría “paliar el déficit de espacio áulico” existente, dado que la Facultad tiene desde hace tiempo proyectada la construcción de 400 metros cuadrados de aulas. Sin embargo esta obra no se pudo llevar a cabo dado que las dos licitaciones anteriores se declararon desiertas, y por la inversión que supone, se requiere de fondos de la Secretaría de Políticas Universitarias, por concretarla.

Comedor universitario de Pico
El rector Oscar Alpa además refirió que la falta de fondos nacionales, imposibilitan avanzar sobre el proyecto de construcción de un nuevo Comedor Universitario en la ciudad de General Pico. En este sentido, indicó que ante las deficiencias que tiene el inmueble en él funciona en la actualidad, ya se encontró un nuevo salón, más amplio, y en cercanías al Centro Universitario, para su traslado momentáneo.
“Uno cuando piensa en las grandes obras en General Pico, piensa en el Comedor Universitario, porque ya tenemos todo el proyecto armado. Esta es financiación que no la puede hacer la misma Universidad y necesitamos los refuerzos del presupuesto concreto de Nación, y son los que a principios de este año se cortaron para todas las obras que no se habían comenzado” resaltó. “Sigue como un primer objetivo desde el punto de vista de obra, porque tenemos el terreno. En este momento hicimos una licitación para poder trasladarlo a la esquina de las calles 9 y 2. Si la adjudicación está dentro de los valores, el comedor va a empezar a funcionar ahí, en un lugar mucho más amplio y grande, pero no va a ser el edificio propio que nos permitiría economizar en alquileres teniendo el terreno como lo tenemos acá”, añadió. La prioridad sería el Comedor Universitario, pero hoy estamos más preocupados por los fondos que necesitamos para gastos de funcionamiento para el 2019, que para poder realizar esto que queremos”, señaló.