Inicio La Pampa Frigorífico Acha: existen deudas por 77 millones

Frigorífico Acha: existen deudas por 77 millones

BONINO ACLARA PEDIDO IMPUESTO POR CAMARA

El juez en lo Civil de General Acha, Gerardo Bonino, habló sobre la situación en la que se encuentra el proceso judicial del levantamiento de quiebra del Frigorífico General Acha y aclaró el motivo de la apelación de la Sala 3 de la Cámara de Apelaciones de Santa Rosa. «El proceso de quiebra como los respectivos incidentes de verificación de créditos posconcursales se encuentran suspendidos, como consecuencia del recurso de apelación presentado por la firma FGA SA», explicó Bonino. Existen deudas por más de $ 77 millones.
Luego del dictamen que la Cámara de Apelaciones envió al juzgado que preside Bonino, no se supo ninguna información oficial sobre la respuesta del juez y los pasos a seguir en el proceso judicial del Frigorífico.
Bonino aclaró ayer que se trató la resolución adoptada por los jueces. «Oportunamente la Sala 3 de la Cámara de Apelaciones de la ciudad de Santa Rosa, hizo lugar a los recursos de queja interpuestos por Frigorífico General Acha SA. Sin perjuicio de ello, corresponde aclarar que en dichas resoluciones no hizo lugar al levantamiento de la quiebra, sino que se le pidió al Juzgado a mi cargo que se sustanciaran los Recursos de Apelación que fueran denegados», explicó Bonino. «Esto es, que FGA SA pueda expresar los agravios que tanto la resolución de desapoderamiento -la cual ya estaba consentida cuando se desistió del recurso de apelación de la Sentencia de Quiebra-, como de la denegatoria de avenimiento le causan, para que, luego de los traslados pertinentes, se lo eleve nuevamente a efectos de ser tratados y, allí sí, resolver sobre la certeza o no de las resoluciones recurridas», agregó.
En una entrevista con este diario, Bonino había explicado que «la ley pide que el avenimiento sea entre todos los acreedores del concurso y de la quiebra, que hayan verificado en los dos. Hasta tanto no se produzca procesalmente ese tiempo que está establecido por el artículo 25 inciso 2 de la Ley de Concursos y Quiebras, no se puede presentar ningún levantamiento de quiebra por avenimiento».

Plazo vencido.
El 7 de mayo, finalizó el plazo estipulado para poder verificar los créditos posconcursales, esto es, aquellos que no habían sido ni verificados ni declarados admisibles en el concurso y -consecuentemente- sus acreedores no habían participado en el acuerdo luego incumplido.
«Hasta esa fecha, se presentaron seis incidentes de verificación de créditos, entre los que se encuentran insinuados créditos fiscales (AFIP y DGR), por honorarios profesionales y de acreedores particulares y laborales, por una suma total, aproximada, de $ 77.600.000», manifestó el juez.
Dentro de ese total de la deuda, se encuentran el 50% que el grupo de ex trabajadores del Frigorífico reclama por la indemnización tras el cierre de la actividad y el no arreglo que manifestaron semanas atrás. El grupo de 60 trabajadores adujo haber mantenido una reunión con gente que representa a los nuevos dueños, pero, más allá de tener intenciones de reabrir la fábrica, nunca se trató el tema de la deuda que oscila los 30 millones de pesos.
Así las cosas, luego de los pertinentes traslados, la Cámara de Apelaciones deberá decidir sí, para lograr el avenimiento y el consecuente levantamiento de la quiebra, es necesario tener el consentimiento de todos los acreedores, esto es, concursales y posconcursales, o sólo se necesita el aval de los acreedores concursales, como pretende la empresa.

Resolución.
Bonino explicó que la resolución de Cámara, al ir por la vía de la queja, fue dictada con posterioridad al vencimiento del plazo de verificación de créditos posconcursales, con lo cual, Frigorífico General Acha SA se encuentra técnicamente ante la posibilidad procesal de lograr el acuerdo de la totalidad de acreedores, no sólo los concursales, sino también los posconcursales que se han insinuado, todo conforme tal cual lo establece el artículo 225 de la Ley de Concursos y Quiebras.
Por último, el juez señaló que tanto» el proceso de quiebra como los respectivos incidentes de verificación de créditos posconcursales se encuentran suspendidos, como consecuencia del recurso de apelación presentado por FGA SA». Además, agregó que «de ninguna manera el proceso hasta aquí ha sido lentificado, muy por el contrario, se ha ajustado a los tiempos procesales establecidos por ley, respetando el derecho de defensa de todos los involucrados en el mismo».