Inicio La Pampa Fue a una fiesta ilegal y abrió fuego

Fue a una fiesta ilegal y abrió fuego

(La Maruja) – Un hombre asistió armado a una fiesta clandestina en La Maruja, mantuvo una discusión y disparó contra dos personas, las cuales no fueron alcanzadas por los proyectiles. La policía lo detuvo y le secuestró una pistola, municiones y algunas vainas servidas. Ayer al mediodía quedó detenido con prisión preventiva en el marco de una causa penal que se le inició en los Tribunales piquenses.
Fuentes oficiales dijeron a este diario que el domingo a la mañana se suscitó el gravísimo hecho en la localidad del noroeste pampeano, donde un hombre de 42 años de edad, extrajo un arma de fuego y disparó contra otras dos personas que habían asistido a la juntada.
En un domicilio de la localidad hubo una fiesta que superó la cantidad de personas permitidas para los encuentros sociales, dado que hubo más de una veintena de asistentes. El encuentro social ilegal, en el que hubo música y bebidas alcohólicas, se extendió durante toda la noche. Poco después de las 7 horas, uno de los participantes de la reunión mantuvo un altercado con otra persona que estaba en el lugar. El incidente continuó en la vía pública, en inmediaciones al domicilio donde se desarrollaba la fiesta. En ese lugar, el sospechoso le efectuó un disparo de arma de fuego, que no alcanzó a herirlo.

Herido.
De inmediato, otro asistente de la reunión intentó desarmarlo, y en el forcejeo recibió un culatazo en el rostro. También a esta persona le disparó con el arma de fuego, pero tampoco lo alcanzó el proyectil.
Personal de la subcomisaría de La Maruja, a cargo del oficial Darío Martínez, logró la detención del sospechoso. Además, secuestró un arma de fuego. Personal de la Agencia de Investigación Científica (AIC) encontró las vainas servidas dispersas sobre el lugar.
Ayer a la mañana, el detenido fue trasladado a los Tribunales de esta ciudad donde fue indagado en sede fiscal. Luego, la jueza de control de esta ciudad, Jimena Cardoso, coordinó la audiencia de formalización de la Investigación Fiscal Preparatoria, de la que también participaron el defensor privado Guillermo Alassia; y el fiscal Guillermo Komarofky.
La magistrada la dictó la prisión preventiva por 90 días al imputado, y le inició una causa penal por la calificación primaria de: «Portación de arma de guerra sin la debida autorización legal; Abuso de arma, en dos hechos; y Lesiones leves», todo en concurso real.
Durante el tiempo que dure la investigación fiscal se harán distintas medidas de prueba, entre ellas, se analizará el arma secuestrada, para determinar si fue la utilizada para cometer el grave ataque contra dos personas tras una fiesta clandestina.