Funcionario de Victorica reaccionó a las piñas

VECINO LE ENDILGO SER DE LA DICTADURA DURANTE FESTEJO DEL 25 DE MAYO

El secretario coordinador del municipio, Juan Benedicto Gandini, fue apuntado por un vecino por “su pertenencia” a la dictadura, y el funcionario reaccionó violentamente e intentó agredirlo. El hecho ocurrió durante los actos por el 25 de Mayo. Fue denunciado en la comisaría.
VICTORICA / REDACCION
En la fría mañana del viernes, cuando un grupo de funcionarios comunales y concejales de Victorica cumplían con el izamiento de la bandera en el mástil de la plaza central, un vecino le recordó al secretario coordinador del municipio, Juan Benedicto Gandini, su “pertenencia” a la dictadura militar y éste reaccionó violentamente e intentó agredirlo. Tuvieron que separarlos. Hay una denuncia en la sede policial.
Fuentes consultadas por este diario confirmaron el hecho. Todo ocurrió aproximadamente a las 8, cuando oficialmente la municipalidad comenzó a desarrollar el protocolo previsto para festejar un nuevo aniversario del 25 de Mayo.
El viceintendente local, Luciano Maceda, interinamente a cargo del Ejecutivo comunal, encabezó una breve marcha desde el edificio municipal hasta el la plaza central “Héroes de Cochicó”, que está enfrente, para cumplir con el izamiento del estandarte nacional en el mástil. Junto a él marchaban el vicepresidente del Concejo Deliberante, Facundo Coria, varios concejales y otros funcionarios de la comuna.
La actividad consistía en que los presentes trasladarían la enorme bandera de ceremonias asiéndola de sus extremos y luego la izarían en el mástil central de la ciudad. Y en esa tarea también estaba el coordinador municipal.
La marcha se hizo por una vereda del espacio verde. Nada hacía presagiar lo que pasaría momentos más tarde cuando un conocido vecino que es uno de los peluqueros del pueblo, quien transitaba por los canteros casi pegado a Gandini, comenzó a endilgarle su “pasado en la dictadura”. Fueron varios metros en los que la voz acusadora le reclamó al funcionario, con duros términos. Le pidió que “no tocara la bandera porque la estaba manchando”.
Cuando llegaron al mástil en el centro de la plaza, el hombre se ubicó muy cerca de Gandini y siguió dirigiéndole la palabra al funcionario en el mismo tenor, todo ante la incomodidad del resto de los integrantes de la conducción política de Victorica.
En un momento la situación de desbordó cuando el funcionario comunal reaccionó violentamente e intentó darle algunos golpes de puño. La rápida acción de los pocos que había en el lugar impidió que el intento de agresión se plasmara. Posteriormente el vecino radicó una exposición en la comisaría.

Varios actos.
Las autoridades municipales temieron que este incidente se repitiera en el resto de las actividades que estaban previstas para rememorar la gesta de la Revolución de Mayo, sin embargo todo quedó en esa situación desagradable y pudieron desarrollarse en forma normal las festividades.
Una de ellas tuvo epicentro en el Centro de Desarrollo Infantil “Upa la la”, mientras que en el patio del Instituto Juan Bosco. En este último cónclave se pudo ver nuevamente a Gandini sentado en la primera fila en medio del grupo de autoridades donde resaltaron las presencias del viceintendente Maceda, la titular del área del Cultura, Gloria Cazanave, y varios concejales y funcionarios comunales.

Antecedentes por hechos violentos
Gandini y algunos familiares han sido protagonistas en los últimos años de episodios violentos. En enero de 2012, el periodista Cristian Acuña, por entonces corresponsal de LA ARENA en Victorica, fue agredido físicamente por el hijo (Juan) del -en ese momento- viceintendente Juan Benedicto Gandini. Previamente el periodista había sido atacado también por la esposa del funcionario y madre del violento joven.
Las agresiones se dieron luego que este diario publicara la delicada situación en la que se encontraba por entonces Juan Benedicto Gandini. Se ponía en duda que pudiera ejercer el cargo porque existían seis causas judiciales que lo inhabilitaban para manejar sus bienes. Estaba inhibido en la Dirección General de Rentas (en dos causas), el Banco de la Nación Argentina, Osecac, el Banco de La Pampa y la AFIP.
También Gandini se vio involucrado en un escándalo un año antes, cuando la Cooperativa de Electricidad de Victorica (Cevic) descubrió anomalías en la instalación eléctrica de una construcción cuya propietaria era familiar directo del funcionario inhibido, aunque él se encontraba al frente de la obra.
Gandini fue quien, alargue mediante, le proveyó electricidad al polémico fiscal Raúl Miño, que tenía un hotel lindante a la obra. Tras la publicación de esa información, la fiscala Alejandra Moyano inició una actuación judicial de oficio. Además mantenía una deuda por el servicio de luz.