General Pico: impugnan el archivo de una causa penal

INVESTIGACION POR LA MUERTE DE DOS BEBES PREMATUROS

La Unidad de Atención Primaria (UAP) de esta ciudad archivó hace unas semanas una denuncia contra una ginecóloga del medio por la muerte de dos bebés prematuros (gemelos), luego que la profesional le retrasara el parto y derivara a la madre al Hospital Gobernador Centeno. Ahora el abogado local Norberto Paesani, en representación de los denunciantes, presentó un recurso ante el Tribunal de Impugnación Penal (TIP) de La Pampa, para que se revierta el archivo de la causa.
El hecho fue denunciado en marzo del año anterior y se dio en el marco del conflicto con las obras sociales sindicales, que tuvieron cortada la cobertura de la atención ginecológica.
Un joven matrimonio que esperaba el nacimiento de gemelos, llegó durante la madrugada del 28 de febrero de 2017 a la Clínica Regional de General Pico.
La mujer ingresó tras romper bolsa y fue recibida por una médica que se negó a atenderla porque estaba cortada la cobertura de su obra social sindical y le exigía el pago de la intervención. La médica mediante ejercicios le retrasó el parto a la mujer, que fue derivada al Hospital Gobernador Centeno, donde uno de sus hijos, de poco más de seis meses de gestación, murió minutos después de nacer. El otro gemelo falleció a los 12 días de vida por una enfermedad renal.
A partir de la denuncia se inició una investigación que incluyó el pedido de las historias clínicas y de una seria de pericias, para determinar si la profesional había incurrido en una conducta delictiva. La causa, tras casi un año de iniciada, fue archivada por la fiscala Soledad Forte de la UAP.

Abandono de persona.
“Cuando se promovió la denuncia por la muerte de los dos bebés, el fiscal general Armando Agüero, junto con la fiscala Soledad Forte, iniciaron la investigación preparatoria. Se hizo una recopilación de pruebas aportadas por Fiscalía como por la defensa, y en ese planteo la doctora Forte entendió que por una pericia que ordenó realizar el fiscal a través de médicos especialistas en el área de ginecología, entendió que no había delito y por esa consecuencia ordenó archivar la causa. Frente a esa circunstancia interpuse un recurso de impugnación de esa resolución ante el TIP, por entender que la Fiscalía realiza una interpretación en función de las pruebas, que no es lo que esta defensa entiende que corresponde investigar”, dijo Paesani al ser entrevistado por LA ARENA.
“La Fiscalía interpreta que en función de la denuncia realizada estábamos ante una circunstancia de mala praxis y nosotros entendemos que lo que estábamos investigando frente a este delito, que es de carácter culposo, es que la doctora violó el deber de cuidado”, indicó.
“Hubo abandono de persona porque el protocolo médico exige que en situaciones extremas como era si podían nacer los bebés y si la clínica estaba apta para poder realizar la internación de los nenes, esos trámites demoraron más de dos horas para que llamaran a la ambulancia que vino desde el Hospital. La doctora tendría que haber acompañado a la parturienta desde la clínica hasta el centro público, porque en todo ese trayecto se podía descompensar”, agregó.

Respuesta del Tribunal.
El letrado dijo que se busca que no se archive la causa, para poder desarrollar otras medidas de prueba que conduzcan al arribo de la verdad objetiva del hecho investigado.
“Esta defensa produjo algunas pruebas y hay otras para poder producir durante la etapa penal preparatoria, como para que se cite a la profesional a su primer acto de defensa, que es prestar o no declaración indagatoria. A partir de allí desarrollar todas las otras medidas de prueba que esta defensa había ofrecido y tiene para ofrecer, para procurar buscar una verdad objetiva y no archivar un expediente con todas las consecuencias que eso le implica psicológicamente a los padres, por la pérdida de las criaturas sin saber qué pasó a ciencia cierta en toda esta circunstancia”; señaló.
Por último Paesani remarcó que se debe certificar si el accionar de la profesional fue “acorde o no a los protocolos médicos”, y aguarda que el TIP, determine si el recurso que presentó, en primer término “cumple con todas las cuestiones formales, para que se entre a estudiar el fondo de la cuestión”.