Inicio La Pampa Hicieron pericia psicológica

Hicieron pericia psicológica

AVANZA LA INVESTIGACION CONTRA EL CURA PADILLA

(General Pico). El ex seminarista que meses atrás denunció haber sido abusado sexualmente por el cura José Miguel Padilla, este miércoles a la mañana se presentó en los Tribunales de esta ciudad, donde se sometió a una pericia psicológica. A finales de noviembre se le inició una causa penal al sacerdote, por el cargo de «Abuso sexual agravado». Esta investigación derivó en que días más tarde, renunciara al cargo de rector del Instituto Nuestra Señora de Luján de Intendente Alvear.
Vicente Suárez Wollert (24), el joven entrerriano (oriundo de Santa Elena) que denunció haber sido abusado sexualmente por Padilla, durante los pocos meses que estuvo en la congregación de frailes capuchinos «Fraternidad de Belén», en la localidad alvearense, ayer a la mañana se presentó en Fiscalía.
Si bien para diciembre del año anterior estaba prevista que se sometiera al denunciante a una pericia psicológica, esta diligencia se retrasó y recién se concretó ayer a la mañana. Pese a la demora, la investigación fiscal que lleva adelante la fiscala Ivana Hernández (de la Fiscalía Temática de Delitos de Género y contra la Integridad Sexual), continuó su curso y nunca se detuvo. En el medio se tomaron declaraciones y se pidieron diferentes informes que permitieran sustentar la teoría del caso.
Ayer a la mañana Wollert compareció ante la oficina del cuerpo forense de la Justicia local, donde se llevó a cabo la pericia que fuera ordenada en la etapa inicial del proceso.

Denuncia.
El joven primero denunció los hechos a través de las redes sociales, y luego lo hizo ante los medios de comunicación de su provincia. Más tarde acudió a la Justicia piquense, que actuó con celeridad, allanó el convento alvearense y la iglesia Inmaculada Concepción que dirige el imputado. En este procedimiento se hizo una inspección ocular y se secuestró documentación de interés para la causa.
«De mi abusó el padre José Miguel Padilla en reiteradas oportunidades en el convento de Intendente Alvear y también en la ciudad de San Luis, donde fuimos de vacaciones comunitarias y ahí ocurrió otro de los abusos», dijo en su momento. Los hechos habrían ocurrido entre diciembre de 2015 y mayo del año siguiente, el tiempo que duró la estadía de Wollert en Alvear.

Formalización.
Días después de radicada la denuncia, Padilla fue citado a los Tribunales de Pico, donde negó los hechos que se le imputan. El 29 de noviembre, el juez de control Alejandro Gilardenghi, le formalizó la Investigación Fiscal Preparatoria por la presunta comisión del delito de abuso sexual agravado. Al delito que se le achaca lo agrava su condición de ministro de culto. Durante la audiencia se dictaron medidas de coerción contra el imputado, sustitutivas de la prisión preventiva, como una prohibición de contacto y acercamiento hacia el denunciante.
También se puso en conocimiento al Obispado de La Pampa sobre la investigación que hay en curso, y que se le solicitaron una serie de informaciones. A la semana siguiente de ser formalizado por la Justicia local, Padilla renunció a su cargo de rector del Instituto Nuestra Señora de Luján de Alvear.