sábado, 21 septiembre 2019
Inicio La Pampa Inauguraron ciclo

Inauguraron ciclo

"PAMPEANOS QUE INSPIRAN"

La Casa de La Pampa y la Casa de la Juventud Pampeana en Buenos Aires pusieron en marcha el ciclo de charlas «Vamo!, pampeanos que inspiran», orientado a los estudiantes de la provincia en Buenos Aires. El encargado de dar el puntapié inicial fue el joven piquense Rodrigo Imas Ananía, quien relató su experiencia como emprendedor y fundador de la cervecera «The Temple Bar».
El encuentro se desarrolló el miércoles en la sede de la Casa de La Pampa y contó con la presencia de su director, Pablo Rubio; y del responsable de Juventud en Buenos Aires, Agustín García.
Rubio aseguró que el objetivo del ciclo es «poder referenciar a distintos actores profesionales para que puedan transmitir sus experiencias académicas y profesionales a los jóvenes que recién están comenzando su vida en Buenos Aires».
En un mano a mano con estudiantes pampeanos, que duró más de una hora, Imas Ananía relató sus vivencias desde que dejó su General Pico natal para estudiar Comunicación Social en la Universidad de Buenos Aires.

Visionario.
Inquieto y en una suerte de búsqueda constante, el joven emprendedor se embarcó en distintos proyectos hasta que con su hermano y su primo abrieron en 2010 su primer bar en el microcentro porteño, en lo que sería el inicio de «The Temple Bar», una empresa cervecera que hoy cuenta con 16 locales en todo el país y produce mensualmente 70.000 litros de cerveza artesanal.
«Hace diez años que estoy en Buenos Aires y creo que había venido dos veces a la Casa de La Pampa. Cuando llegué y vi esta movida me sorprendió y me emociona que se generen estos entornos y estos espacios donde poder contar nuestras experiencias a los chicos que están estudiando acá», afirmó Rodrigo. «Porque en definitiva a todos nos pasó que vinimos a vivir a una ciudad que es un monstruo, que está llena de posibilidades pero que depende de uno si esas posibilidades las capitalizás y las aprovechás o te quedás, y cuando te quedás Buenos Aires es tan grande y tan potente que te come. Lo importante es motivar a los chicos a que se animen a hacer cosas», añadió.