Inicio La Pampa Incendio céntrico

Incendio céntrico

Una vivienda ardió en llamas durante la mañana de este martes en la calle Mansilla al 550 entre Oliver y Garibaldi, en pleno centro de la ciudad de Santa Rosa. Pese a que los daños fueron «muy importantes», según informaron desde el Cuartel de Bomberos de la Policía pampeana, no hubo que lamentar ningún herido. «Un secador de pelo enchufado arriba de la cama del dormitorio, que quedó totalmente destruido, habría sido el causante del incendio», precisaron.
El hecho se produjo a las 9.45 cuando, por causas que aún son materia de investigación, se desató un voraz incendio en una vivienda ubicada en Mansilla 555, en pleno centro santarroseño. A partir de un pedido de auxilio al 101, al lugar arribaron dos dotaciones de bomberos para hacer frente a las llamas y rescatar a los moradores de la casa que, en el momento del siniestro, se encontraban adentro.
Un equipo periodístico de LA ARENA se hizo presente en el lugar poco después de haberse iniciado el fuego, por lo que fue testigo del rápido accionar del personal de Bomberos y de los momentos de tensión que se vivieron. Los socorristas tardaron cerca de 30 minutos en lograr sofocar las llamas que, por momentos, parecían incontrolables. El movimiento captó la atención de vecinos y personas que se encontraban transitando en el lugar.

Peligro de derrumbe.
«Los propietarios fueron retirados según el protocolo y atendidos inmediatamente. Los vimos con hollín en su rostro y las fosas nasales, seguramente han querido extinguir y buscar a sus mascotas», explicó Enzo Ojeda, del Cuerpo de Bomberos de la Policía de La Pampa, una vez que las llamas fueron contenidas y sus moradores rescatados.
Sin embargo, la vivienda se vio seriamente afectada por las llamas, las altas temperaturas y el humo. Los destrozos fueron «casi totales» en el dormitorio de la pareja, que se presume que fue el punto de inicio de las llamas, mientras que las demás habitaciones sufrieron daños de diferente magnitud. Según informaron familiares, la casa se encuentra «inhabitable» y en «peligro de derrumbe».
«Los daños fueron importantes. Principalmente en una habitación principal, ahí las pérdidas fueron casi totales. Después se propagaron al resto de las dependencias que son un baño, un living comedor, comedor, una cocina, un depósito y un lavadero», amplió el oficial, quien destacó que «no tuvimos que lamentar pérdidas humanas».
Además de la pareja, también fueron rescatados dos perros, los cuales fueron entregados a una familia vecina para su cuidado temporal ya que los damnificados debieron ser atendidos por el personal médico. En ese sentido, fuentes policiales en el lugar, afirmaron que las mascotas estaban «un poco alteradas» pero «en buen estado de salud».
Junto con los bomberos, en el lugar trabajaron efectivos de la Seccional Primera, para establecer un perímetro y permitir que los primeros se encargaran de sofocar las llamas y desviar el tránsito de la zona. También llegó al lugar una ambulancia del Servicio de Emergencias Médicas (SEM), que debió atender a la pareja de jubilados, quienes tenían signos de intoxicación por humo y luego derivados al Hospital Provincial Lucio Molas.
«Son gente muy grande, que tienen de por sí problemas por su edad, por eso quedaron internados. La mujer estaba un poco complicada», completaron familiares a este diario.