Inicio La Pampa "Inexplicable y contrario a derecho"

«Inexplicable y contrario a derecho»

GEBRUERS ANTICIPO QUE IRAN A LA CORTE SUPREMA

«El resultado de esta instancia del Superior Tribunal resulta inexplicable, abusivo y contrario a derecho». Así definió el fallo del STJ Omar Gebruers, abogado defensor del docente condenado por los supuestos abusos sexuales en un jardín de 25 de Mayo. A su vez, anticipó que irán a la Corte Suprema y a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
El letrado recordó que «eran cuatro los docentes que estaban acusados de estos hechos, que era por el supuesto abuso de 37 niños, y que el STJ después de que se había emitido una condena contra los cuatro acusados había dicho que nada de eso había quedado probado y declaró la nulidad del fallo condenatorio», solicitando que «se dicte un nuevo fallo acorde a derecho».
Sin embargo, y «totalmente fuera de los códigos del derecho», se resolvió «incluso después de haberse producido el vencimiento de todos los plazos al TIP para el dictado del nuevo fallo». En la nueva sentencia, se condenó únicamente a Tattavito porque «los otros tres docentes fueron absueltos en diferentes instancias. Eso es lo que se recurrió al Superior Tribunal, y el STJ acaba de confirmarlo en un fallo inexplicable. No se entiende cuál es el fundamento legal del fallo ya que contradice abierta y manifiestamente el fallo anterior de la misma sala con otra composición dictado cuando se anuló el fallo condenatorio».
Para Gebruers, los jueces no explicaron «cómo puede haber producido el abuso Tattavito, siendo que las docentes que tenían a cargo a los chicos en esas horas fueron absueltas». A su vez, se preguntó: «Cómo quedó acreditado el ‘plan criminal internacional’ que habían planteado siendo que ahora de los cuatro docentes imputados quedó uno solo, y de los 37 chicos quedó uno según el STJ».
«Realmente resulta inexplicable, abusivo, contrario a derecho el resultado de esta instancia del STJ, ya que desconoce no solo la ley, los hechos investigados en el juicio, sino que además contradice su propio fallo. Lo contradice manifiestamente», agregó.
«Cuando el STJ dijo dictar un nuevo fallo acorde a derecho, en ese fallo estaba diciendo que nada había quedado probado, que no existía el plan criminal, que habían abarcado demasiado ancho los investigadores y que por eso se le había caído toda la investigación, que todo era una interpretación prejuiciosa y con una inclinación hacia una de las partes para incriminar a los investigados», continuó.

A la Corte.
Gebruers confirmó que recurrirán a la Corte Suprema de Justicia de la Nación, donde ya hay un recurso presentado y que está sin resolverse. «La Corte tiene que resolver si hay insubsistencia de la acción penal o no por la tardanza en resolver el juicio por parte del TIP», explicó.
«Esto se generó por la actividad contraria al procedimiento que hizo el TIP, porque resolvió después de haber vencido el plazo para hacerlo. Se generaron dos vías paralelas, cosa que no corresponde en una causa, y con una de ellas ya estamos en la Corte y ahora vamos a ir con esta otra», añadió.
Actualmente Tattavito está en libertad «después de haber estado casi tres años detenido, firmando cada 20 días y manteniendo el domicilio, y jubilado, llevando una vida normal como siempre llevó».
Para Gebruers no es menor que haya estado tres años preso, debido a que «la Comisión Interamericana establece como plazo máximo de prisión preventiva dos. El Estado pampeano, la Justicia de la provincia de La Pampa lo tuvo detenido por un año más de lo que autorizan las leyes».
Por estos motivos, consideró que «es una vergüenza para el Poder Judicial de La Pampa, es realmente vergonzoso. Vamos a ir a la Corte y vamos a informar a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos porque hay una flagrante violación de la legislación vigente por parte del Estado pampeano».