miércoles, 23 octubre 2019
Inicio La Pampa La canasta escolar es un 50% más cara que en 2018

La canasta escolar es un 50% más cara que en 2018

$3.700 LA MAS MODICA

Se acerca el inicio de clases y los padres ya empiezan a hacer las cuentas con el objetivo de darle forma al presupuesto de la canasta escolar para que sus hijos puedan iniciar el nuevo ciclo lectivo. En medio de un panorama económico cada vez más complicado, este año, al momento de sacar números, seguramente será más ajustado que nunca, ya que armar la mochila y vestir a los chicos para el colegio cuesta entre casi $ 3.700 y más de $ 10.000.
En un entorno inflacionario galopante y un inexistente control de precios, la canasta escolar no escapa a los aumentos de los precios. A pesar de que el Gobierno nacional incluyó útiles y productos escolares en el programa Ahora 12, los padres ya comenzaron la peregrinación en busca de los productos más económicos. Toda una misión imposible.
Para tomar el pulso concreto de los precios, LA ARENA realizó un listado con productos que componen la canasta escolar a modo de referencia, recorriendo en esta ocasión distintos puntos de venta de la ciudad de Santa Rosa para hacer una lista comparativa del precio de los útiles. Se visitó tres grandes supermercados y tres locales de origen pampeano.
Durante la recorrida se encontró una dispar relación de precios, situando tanto a las grandes firmas como a las más pequeñas con fuertes precios, pero también con ofertas para atraer al adquirente aunque a veces la capacidad de compra de las grandes firmas va en detrimento de las más pequeñas, bajando los precios de acuerdo a la necesidad de «limpiar» el stock.
Compuesta por 21 productos cuyo monto final va desde $ 3.695 en su versión más económica, puede ascender a $ 10.485 cuando se incorporan los precios más elevados para cada producto, conocidos en el mercado como «premium». Dentro de esta canasta escolar, se contemplan elementos como guardapolvo, calzado, ropa deportiva, mochila y diversos útiles.

Bajas expectativas.
En la recorrida se habló con los propietarios de los comercios locales (no así con las firmas grandes que declinaron el diálogo) para que ilustren la situación. «Otra vez será poca la venta con el tema de la escuela. Desde hace unos años las ventas bajan mucho y los útiles se reciclan en la casa. La mochila puede ser la del año pasado si está en condiciones o los hermanos mayores que pasan elementos que no usarán como libros por ejemplo o incluso el guardapolvo», fue uno de los primeros comentarios.
La mayoría de los consultados reconocieron que utilizan stock del año pasado: «El año pasado nos quedó un fuerte remanente de útiles y tratamos de liquidarlo en esta oportunidad». Otra de las características en los nuevos hábitos de compra es que «solo se compra lo necesario y luego se irán comprando cosas que vayan haciendo falta».

Vestimenta.
El uniforme escolar por excelencia -el guardapolvo- se puede encontrar para un talle 10, entre valores que van desde los $ 470 a los $ 750. Para la actividad deportiva, los buzos oscilan, según marca y calidad, desde $ 220 a $ 1.100, mientras que las remeras varían de los $ 300 a los $ 420. El pantalón jogging, que completa la vestimenta, parten de los de $ 528 a $ 890.
El calzado, con una variedad de gamas y marcas, se ubica como otro elemento que engrosa la cuenta final del ticket de compra. Para este punto se relevó el precio en zapaterías y tiendas deportivas. En estas últimas se constataron los precios más elevados. La variedad de precios van desde $ 359 para las zapatillas más comunes a $ 1.270, y más, de marcas deportivas líderes. Los zapatos, que comparten la misma condición que las zapatillas en lo que a variedad y marca respecta, oscilan entre $ 449 y $ 990.

Mochila, lo más caro.
Como siempre sucede, las mochilas se llevan el podio como lo más costoso de la lista. Se pueden hallar artículos simples desde $ 399 hasta los más productos más «premium» que llegan a $ 2.550.
Las cartucheras, que como siempre sucede acompañan a las mochilas en lo que a diseño respecta, varían de acuerdo a los detalles decorativos (suelen ser desde héroes a personajes de dibujos animados) y capacidad de almacenamiento. En este ítem los precios parten de $ 96 escalando a modelos de $ 375.
Los cuadernos tapa blanda y tapa dura de 80 hojas poseen una gran variedad en lo que respecta a segundas marcas. Los montos abren un abanico de propuestas desde los $ 67 a $ 82 los tapa blanda y $ 161 a $ 254 los cuadernos tapa dura. En ese segmento, la resma de hojas para carpeta de 400 unidades varía desde los $ 240 a los $ 480 y las carpetas simples de tapa dura negra parten de los $ 61 y llegan a los $ 171.
Las carpetas para dibujo N° 5 y las hojas de mismo tamaño se ubican en $ 24,20 en su expresión más económica, hasta $ 112 en la más onerosa. De $ 67,8 a $ 153,4 es el rango en el que fluctúan las hojas.

Lápices y fibras.
Si bien la presencia de marcas líderes se mantiene, hay una fuerte competencia de segundas marcas que pugnan por la atención del comprador, principalmente por la diferencia de precios. Una caja de lápices de 12 unidades va desde los $ 74 a los $ 140 y las fibras, también por docena, de $ 52 a $ 260. Los lápices negros se ubican entre $ 9 y $ 35, dependiendo de marca y dureza. Las gomas de borrar van desde los $ 12 a los $ 22.
Respecto a los «kits» de geometría (regla, escuadra, transportador) tienen el nivel de variable más grande, pudiendo encontrarse productos más económicos, de $ 27, hasta combos más elevados en $ 129.

Aumento del 50%.
Cercano a las cifras que difundió la Universidad Nacional de Avellaneda (Undav), cuyo informe reveló que la canasta escolar aumentó de 2018 a 2019 un 42% promedio, en nuestra provincia el golpe de la suba de los precios fue un poco más y rondó en un 50%, según un informe similar que LA ARENA llevó adelante el año pasado. El incremento de esta canasta parece no tener techo, ya que en 2017, respecto al 2016, el ajuste había sido muy parecido: en ese año el aumentó rondó entre el 40% y 50%.