domingo, 22 septiembre 2019
Inicio La Pampa La crisis afecta la matrícula en los colegios privados

La crisis afecta la matrícula en los colegios privados

La secretaria general del Sindicato Argentino de Docentes Particulares (Sadop), Marcela Urban, sostuvo que muchas familias que envían a sus hijos e hijas a escuelas privadas «se replantean» cambiarlos a establecimientos públicos por la pérdida del poder adquisitivo familiar.
En su edición de ayer, LA ARENA dio a conocer un informe del Ministerio de Educación de la Provincia de La Pampa en donde se revela el impacto de la crisis económica que atraviesa el país en los distintos niveles educativos y en donde se advierte que hubo un incremento en «la solicitud de vacantes en escuelas públicas de familias pertenecientes a instituciones privadas».
En ese sentido, la titular de Sadop manifestó que se trata de una situación que ya venían alertando y afirmó que «estamos viviendo una crisis económica generalizada, donde todos los ciudadanos de este país estamos sufriéndola».
Por estos motivos, la situación económica impulsó a que «más de alguna de las familias ha tenido que replantearse si va a poder seguir enviando a sus hijos a una institución privada o si directamente la pasa a una escuela de gestión estatal».
Urban también se refirió al aumento en la matrícula de los comedores escolares y explicó que en los colegios de gestión privada de Santa Rosa no hay comedores, pero sí en el interior. «Tenemos el caso de Victorica y algunas otras que tienen comedores, donde los chicos deben asistir. La situación que estamos atravesando todos hace que cada familia esté muy preocupada y tenga que optar determinar mayor cantidad de tiempo para seguir trabajando para llevar el pan a su casa», indicó.
«Y en algunas localidades están los comedores donde los chicos asisten para después continuar con su tarea de aprendizaje. Lamentablemente sabemos la realidad que está pasando no solamente nuestra provincia sino todo el país, y los docentes también están atentos a cómo entra a cada alumno al aula y qué dificultad está presentando», agregó.

«No se están vaciando».
A pesar de que «es una realidad que nosotros ya la hemos venido detectando», Urban aclaró que las escuelas privadas «no se están vaciando». En ese sentido, precisó que en muchos casos, cuando se hacen los sorteos para el Nivel Inicial o para Primer Año «aparecen en las puertas los papeles donde dicen ‘ya no hay más vacantes'». De todas maneras, advirtió que de profundizarse este escenario, la «situación va a cambiar».
A su vez, Urban señaló que en el interior las cuotas tienen una importante diferencia y que «esta situación igual hace que algunas familias en vez de pagar entre 500 y 800 pesos, decida buscar una vacante en una escuela estatal».
«También tenemos la otra situación, donde hay colegios privados de localidades del interior que han tenido que pedir al Ministerio que por favor le abran otra división porque no tienen capacidad para tener tantos alumnos», contrastó.

Diferencias en la cuota.
La dirigente gremial explicó que dentro de la provincia existen diferentes costos y comentó que en localidades como Macachín «se está cobrando 1.000 pesos la cuota», mientras que en Santa Rosa «las cuotas están rondando alrededor de 3.500 y 4.000 pesos». lo cual «plantea una gran diferencia».
Por estos motivos, Urban remarcó que «no podemos hablar de que se ha bajado tanto la matrícula», aunque afirmó que sí «es cierto que más de una familia se lo replantea porque hoy en día tener que disponer de un dinero extra para cumplir otra actividad» es difícil porque «cuando el bolsillo aprieta empezamos a recortar gastos».