Inicio La Pampa La foto que admira el mundo

La foto que admira el mundo

(Macachín) – El fotógrafo macachinense Gabriel Rojo le contó a LA ARENA que otra publicación de la World Wildlife Found usó su más famosa foto para ilustrar una nota sobre conservación de la especie. Se trata de una imagen de la «aleta caudal» de una ballena tomada hace tres lustros en Península Valdés. «Me llama la atención que se mantenga tan vigente», dijo.
La cámara es su herramienta para, a su manera, luchar por la conservación de la naturaleza. Lo hace con sus imágenes que recorren el planeta. Hace unos veinticinco años que se aventura en lugares salvajes para reflejar distintas especies.
La escena es la cola de un cetáceo emergiendo en un atardecer del santuario natural que es esa península chubutense. Fue tomada hace más de quince años. Es un trabajo que lo ha gratificado, por eso recuerda bien algunos detalles. «La debo haber tomado con una Nikon F4- 80-200, con película Fuji Provia ASA 100. El original es una diapositiva tomada en película de 35 mm», precisó.
«Es una imagen que ha sido utilizada para diferentes usos en lugares geográficamente distantes. Textos conservacionistas en distintos idiomas. Trabajo con el mismo objetivo: llevar un mensaje esperanzador para la conservación del planeta», manifestó el entrevistado.
Además, recordó que la fotografía que refleja a una ballena franca austral en su elemento está en los principales bancos de imágenes, como el Getty Images, o conservada en los archivos de la BBC, ambas inglesas. «La han utilizado reiteradamente, para difundir sus actividades de defensa de la naturaleza, tanto la WWF, como en este caso, como libros, revistas, sitios web, redes sociales, y hasta un informe del Banco Mundial se ven ilustradas por ésa instantánea», reveló.

Una imagen vigente.
El autor no sale de su asombro por la permanencia del interés en la utilización de su obra. «Me llama la atención que sigan eligiendo esta foto entre la vorágine de millones que se toman a diario en todo el mundo. Ni siquiera considero que es mi mejor trabajo sobre esos cetáceos. Sin embargo ahí está, tan vigente como cuando la tomé», agregó.
«Salven a la ballenas, es un lema de la WWF que está junto a la silueta de esa ‘aleta caudal’ de la foto. Ha sido por años el emblema de la conservación de la especie que tomaron muchas organizaciones no gubernamentales alrededor del planeta, tal vez por eso el éxito de esta imagen», indicó.
Gabriel Rojo está orgulloso de poder participar en esta gesta de conservación de los cetáceos y de la naturaleza en general. «Las ballenas fueron diezmadas hasta casi la extinción, hoy están recuperándose poblaciones, y en Argentina tenemos el privilegio de tener uno de los sitios más importantes en el mundo para su avistaje que es la Península Valdés. Luchemos por eso», concluyó.