Inicio La Pampa La Pampa, sin cambios

La Pampa, sin cambios

Al menos por ahora, ningún departamento de la provincia de La Pampa deberá aplicar las restricciones que estableció el gobierno nacional luego del discurso que el presidente Alberto Fernández brindó el miércoles. Así lo informó ayer el gobernador Sergio Ziliotto en una rueda de prensa en la que destacó la situación sanitaria actual, la cual adjudicó a la conjunción de un Estado presente, que invierte en salud, y a la responsabilidad social de la enorme mayoría de la sociedad pampeana.
El mandatario ofreció una rueda de prensa ayer a las 18 en el Salón de Acuerdos de Casa de Gobierno, acompañado por el ministro de Salud, Mario Kohan, y la directora de Epidemiología, Roxana Bertone. Los secundaron el vicegobernador Mariano Fernández, el ministro de Gobierno, Justicia y Derechos Humanos, Daniel Bensusan, el secretario de Trabajo, Marcelo Pedehontáa y la asesora letrada Griselda Ostertag.

Camas UTI.
Ziliotto comenzó su discurso refiriéndose a la segunda ola de Covid que afecta al país -ayer se registraron más de 23 mil casos-, la cual motivó el dictado del Decreto de Necesidad y Urgencia del presidente de la Nación que impone restricciones en los 87 departamentos calificados como zonas de alto riesgo sanitario, entre los que no se encuentra ninguno de la provincia de La Pampa.
«El estado epidemiológico de la Provincia no es una casualidad. En La Pampa tenemos una situación sanitaria que es el resultado de la conjunción de esfuerzos entre un Estado presente y la responsabilidad social de la enorme mayoría de la sociedad», dijo. Destacó la inversión en infraestructura, equipamiento y recursos humanos; la puesta en marcha de tratamientos paliativos para evitar la terapia intensiva; y la campaña de vacunación circunscripta estrictamente a inmunizar grupos de riesgo.
A ese conjunto de acciones adjudicó que el nivel de ocupación de camas de terapia intensiva con patologías Covid en La Pampa no supere el 14 por ciento.

Sin cambios.
Sin embargo, Ziliotto advirtió que esa situación «no es permanente» y llamó a la ciudadanía a cuidarse y sostener lo conseguido. «Es lo que hoy nos permite desde el Gobierno provincial no modificar ningún horario de ninguna de las actividades habilitadas, ni tampoco incorporar restricciones, porque ya fueron decididas e implementadas cuando hacía falta», sostuvo.
Para contextualizar la decisión de no plegarse al DNU, Ziliotto recordó que La Pampa ya posee límites horarios tanto para las actividades económicas como para la circulación en horario nocturno. Por eso insistió en reforzar el compromiso con los protocolos existentes para sostener en el tiempo la situación actual.

Campaña.
Como en ruedas de prensa anteriores, Ziliotto dedicó una parte del contacto con los periodistas a cuestionar a la «oposición salvaje» que busca boicotear la campaña de vacunación en el país. En este punto, el mandatario aclaró que se refería a un sector de la oposición en el ámbito nacional que responde a los poderes hegemónicos del país y resaltó el rol constructivo de las fuerzas opositoras en la provincia. «Acá podemos tener diferencias en la forma de enfrentar los problemas, que las resolvemos en las urnas, pero la oposición en La Pampa está integrada por pampeanos que buscan el bienestar de todos los pampeanos», destacó.
La referencia del mandatario a la «oposición salvaje» surgió cuando le consultaron por el pedido de algunos dirigentes del PRO y la UCR que reclaman al Estado nacional que permita a las provincias y municipios y también al sector privado la compra de vacunas. «Es un debate sin sentido. La Pampa articula con Nación, con el resto de las provincias y con los municipios para aunar esfuerzos. En el mundo no hay vacunas, lo que hay es una demanda insatisfecha porque no hay oferta. Además, Nación nos está enviando vacunas. Es un debate falaz e innecesario», planteó.