Las estaciones de servicios Petrobrás pasaron a Puma

INCIDENCIA EN LA PAMPA POR LA VENTA DE PAMPA ENERGIA A TRAFIGURA

(25 de Mayo) – La estación de servicios del Cruce del Desierto, situada en la intersección de las rutas provincial 20 y nacional 151 en inmediaciones de 25 de Mayo, es la más importante de la red Petrobrás. En los últimos días usuarios de la región y transeúntes se vieron afectados por la falta de algunos insumos.
La situación se dio porque esa área de servicios quedó en medio de los vaivenes de la concreción de la venta de la petrolera Pampa Energía al grupo holandés Trafigura, quien maneja la marca Puma Energy. La reconversión estética será paulatina en las 250 estaciones que Petrobrás tenía, desde la nueva administración admitieron que esta tarea podría demandar hasta 18 meses. En La Pampa Petrobrás tiene presencia en Santa Rosa, General Pico, Intendente Alvear, Guatraché, La Adela y 25 de Mayo.
En octubre de 2017 el gobernador Carlos Verna viajó a la localidad de 25 de Mayo con una importante comitiva de funcionarios. Allí inauguró la planta de Refipampa y también la inversión que había hecho Petrobrás para readecuar el Complejo de Servicios que comprendía la estación de servicios y también el hotel, espacios que habían sido totalmente readecuados.

El negocio.
A fines del año pasado Pampa Energía, propiedad del empresario Marcelo Mindlin, había vendido al Grupo Trafigura la red de aproximadamente 250 estaciones de servicios, la refinería de Bahía Blanca, la planta de lubricantes en Avellaneda y la terminal portuaria de Caleta Paula, en inmediaciones de la ciudad de Caleta Olivia en Santa Cruz. Se trataba de un negocio que redondeaba los 90 millones de dólares.
Sin embargo la transacción quedó en el aire porque en paralelo la Justicia brasileña había comenzado a investigar a Trafigura por sus operaciones con Petrobrás, y en la Argentina el juez federal Claudio Bonadío trabó la venta de acciones de Petrobrás a Pampa Energía que hizo la Anses que tenía en el Fondo de Garantía de Seguridad.
El proyecto de Puma era que en marzo Grupo Trafigura concretara la operación y en abril comenzará la reconversión de las estaciones de servicios y las otras operaciones, absorbiéndose la nómina de empleados, cuyo cronograma completo demandará año y medio. Pero esa venta de acciones de Anses a Pampa siempre estuvo bajo sospecha.
Tal es así que oportunamente el titular de la Unidad Fiscal de Investigaciones de la Seguridad Social (UFISeS), Gabriel de Vedia, imputó al ministro de Finanzas de Nación, Luis Caputo, y al titular de la Anses, Emilio Basavilbaso. Este último será el primer funcionario macrista en pasar por Comodoro Py para ser indagado por Bonadío quien lo citó para el 7 de agosto, junto a otros cinco ejecutivos de Anses.
Sin embargo, a fines de abril, a pesar de las sospechas, el juez federal interviniente en la causa, Claudio Bonadío, habilitó la instancia de completar la dudosa transacción mediante un depósito de garantía de 20 millones de dólares o su equivalente en títulos, valores, seguros de caución u otros bienes registrables”, señala la decisión judicial.