miércoles, 26 febrero 2020
Inicio La Pampa Librerías colmadas

Librerías colmadas

A un par de semanas del inicio de las clases, y aprovechando los jueves de 25 por ciento descuento que ofrece el Banco de La Pampa, las librerías santarroseñas se vieron ayer abarrotadas de clientes, una postal que anticipa la «locura» que se vive año tras año al comienzo de ciclo lectivo. «Hoy hay mucho movimiento y se espera que siga así en las próximas semanas, principalmente los jueves donde está este beneficio», afirmaron desde el sector.
El reloj marcaba las 7 de la tarde y detrás del mostrador había una doble fila de casi 15 personas aguardando su turno para pagar. En el resto del local, un mundo de gente mirando precios, buscando productos y haciendo cuentas. ¿El motivo? Se acercan las clases y los santarroseños ya están comprando los útiles escolares.
«La gente hoy está aprovechando no solo el descuento del 25 por ciento que ofrece el Banco de La Pampa, sino también el voucher de ahorro que tenés por los puntos que ofrece el Pampa Club. Estos son por órdenes de compra que van de mil a dos mil pesos», explicó a LA ARENA la encarga de la librería Marinelli. No obstante, esta imagen se replica en muchos otros locales.
«Se usa un montón, es que todos intentan aprovechar al máximo estos tipos de beneficio. Para nosotros este tipo de programas funciona muy bien, ya que hace que circule muchos clientes cada jueves. Y ahora con el inicio de las clases se va a ver un poco más», amplió la comerciante.

Oportunidad de ahorro.
Es que esta oportunidad de ahorro, a través del paquete de descuentos que ofrece la banca pampeana, sirve de alivio para este tipo de compras que no son para nada económicas ni accesibles. Según un relevamiento de este diario, equipar a un chico puede costar entre tres mil y cuatro mil pesos. Monto que se acrecienta según el tipo de marca y productos que uno elija para sus hijos.
Al hablar de precios, hay para todos los gustos. Están las propuestas más económicas y aquellas que son de primera marca y, en teoría, de mejor calidad. Es así que uno puede encontrar, por ejemplo, cuadernos -los que se usan para el primario- con valores que rondan entre los 150 pesos hasta los 300 o más. Las carpetas andan en montos similares: de 174 pesos para arriba.
«Tenemos la lista, ahora estamos viendo y recorriendo diferentes librerías y en todas hay mucha gente. Vamos comprando lo que vemos que está barato, hay que hacer así para aprovechar cada peso», explicó un cliente a este diario. «El descuento ayuda un montón, imaginate: comprar una mochila de 1.500 pesos, pagás con tarjeta y te descuentan 375 pesos en esa compra», agrega una mujer, mientras compara los diferentes productos. Es de esperar, entonces, que a medida que se acerque el 2 de marzo, las librerías estarán cada vez más llenas.