Lo arrestaron y lo liberaron

ROBO A HELADERIA EN SANTA ROSA

La Policía detuvo el martes a un hombre que está acusado de haber sido el autor material de un robo ocurrido en horas de la noche del pasado domingo 30 de septiembre en una heladería de la calle Jujuy y Río de la Plata, en el barrio Villa Tomas Mason Norte de Santa Rosa. Tras la detención el sospechoso fue acusado formalmente por la Fiscalía de Delitos Contra la Propiedad y Juicios Directos, quedó a disposición del juez de Control y luego recuperó su libertad. Hay elementos que ponen al acusado en la escena del robo, sin embargo no encontraron el arma y creen que fue vendida.
Fuentes abocadas a la investigación confiaron a LA ARENA que el sospechoso (de unos 40 años) fue detenido el martes en horas de la tarde en una vivienda de la calle Salta, casi en la esquina con Pilcomayo, tras una tarea de inteligencia comprendida por averiguaciones y seguimiento de cámaras de videovigilancia y que fue efectuada por efectivos de la Seccional Segunda y que requirió también la presencia de personal de la Agencia de Investigación Científica (AIC) del Ministerio Público Fiscal.
Conforme a los datos brindados a este diario, en el lugar se secuestraron algunos elementos que servirán para la investigación fiscal preparatoria; entre esos elementos había un teléfono celular, calzado y ropa de hombre.

¿Vendió el arma?
El lunes 1 de octubre la policía informó sobre el robo ocurrido en una heladería de la franquicia “Arlequín”. El comercio había sido asaltado la noche anterior por un hombre que actuó con la cara cubierta y armado (uso una pistola calibre 9 milímetros o similar). El delincuente amenazó al empleado que atendía el local y logró hacerse con una suma de dinero en efectivo cercana a los 23 mil pesos. Ya con el botín en su poder huyó de la escena a pie.
Lo ocurrido quedó registrado en una cámara de seguridad de la heladería y fue vital para iniciar la investigación. También fueron necesarias las secuencias fílmicas de las cámaras que están en la vía pública, en cercanías al comercio asaltado.
Todo ello, sumado a otras averiguaciones, sirvió para llegar a la casa donde se hizo el allanamiento y se produjo la detención. Sin embargo en el lugar no hallaron el arma empleada en el robo y quienes llevan la causa adelante creen firmemente que la pistola fue vendida a través de una red social.