Inicio La Pampa Lorenzo: "Me duele cuando no hay respuesta en lo social"

Lorenzo: «Me duele cuando no hay respuesta en lo social»

TRENEL ESPERA OBRAS IMPORTANTES

El intendente de Trenel, Horacio Lorenzo, espera que en los próximos meses se defina la posibilidad de ejecutar las obras públicas «grandes» que gestiona para la localidad y mientras tanto con los recursos disponibles lleva adelante tareas de menor costo mientras vigila de cerca la evolución de la situación social.
«La pena grande es no poder dar respuesta a todas las necesidades», dijo a LA ARENA y reveló que «todos los días llega gente a pedir trabajo, especialmente mujeres. Y no tenemos la posibilidad de darle respuesta a todos pero estamos pensando en alternativas para generar con emprendimientos».
Sostuvo que la situación de la comuna es estable, «buena, pero no nos sobra nada. Hoy la gente tiene el problema que aún teniendo trabajo, lo que gana no le alcanza para cubrir sus necesidades y no tiene otro camino que venir a pedir ayuda, aun sintiéndose avergonzados».
Lorenzo puntualizó que «hay familias en las que el hombre tiene trabajo, pero hoy ese sueldo no alcanza para todo y buscan changas y la mujer quiere hacer su aporte, pero no hay nada qué ofrecerles». En ese sentido dijo que «alternativas hay, muchas, pero hay que empezar a trabajar en ese sentido, empezando por capacitar a la gente para determinadas tareas».

Proyectos.
En ese camino mencionó dos ideas, «una hacer invernaderos y un vivero municipal donde producir alimentos, generando nuestras propias plantas, no sólo de alimentos sino también flores y otras especies». El otro proyecto «es hacer ropa, en principio para abastecer lo que el municipio necesita para sus trabajadores y para el personal del frigorífico, pero luego pensando también en la comercialización».
En ambos rubros sostuvo que «hay mercado. Acá no se produce casi nada de lo que se consume, los invernaderos pueden ser una chance de productos frescos y sanos, a precio razonable y con una producción que se podría vender también en Pico y localidades de la zona». Indicó que el municipio dispone de un sitio adecuado para montar el emprendimiento, «no es muy caro pero hay que capacitar gente».
Lo mismo dijo respecto de la fabricación de ropa. «Tenemos un lugar apto y la compra del equipamiento no es algo difícil. Y también hay que preparar a la gente», señaló.
«Me gusta gestionar, tengo la experiencia de haber estado cerca del intendente Silva y lo hago con entusiasmo y solo veo frustración o me duele cuando no hay respuestas posibles a las necesidades que alguno plantea», respondió acerca de su nueva función. Lorenzo fue secretario de Gobierno de Silva, fallecido hace casi un año, y completó el período en la misma función con Horacio Raúl Bogetti, el viceintendente que completó el período hasta el 10 de diciembre.

Obras grandes.
Al referirse a las obras públicas, Lorenzo destacó que tras hablar días atrás con el gobernador, «todos los proyectos de obras están en marcha, por ahora en la etapa de proyectos y estudios pero tengo la esperanza de que se podrán concretar en los próximos meses».
Incluye la construcción de más viviendas sociales, asfalto nuevo y reparación de varias cuadras y la crucial obra de mejoramiento del sistema cloacal, hoy superado por el crecimiento y la demanda.
La obra, reclamada con insistencia por Silva desde años atrás, parece ahora encaminada aunque no hay todavía definiciones técnicas de qué se hará y que quedará pendiente.
«Necesitamos un nuevo ducto que va desde el frigorífico a la planta de tratamiento y la laguna donde se vuelcan los líquidos tratados y un mejoramiento general de esa planta porque hoy no está haciendo un buen trabajo», informó.
El crecimiento del pueblo por un lado y la expansión del frigorífico por otro obligan a esas inversiones. Hoy esa industria da trabajo a unos cuatrocientos operarios y se aguarda que el número crezca. «Es verdad que hay gente que viene de Pico, pero irán sumando gente local según prometieron», agregó, no obstante lo cual afirmó que «hoy no hay una vivienda libre, hacer más casas sociales y por los planes que se diseñen es una necesidad imperiosa».
En ese sentido dijo que «la actual operatoria nos hace, además, ser muy cuidadosos porque la economía no está como para que la municipalidad se largue a hacer un número elevado de viviendas. Es verdad que estamos con las cuentas equilibradas, pero no sobra nada», dijo Lorenzo.
Se esperanzó en que «las cosas están cambiando, hay señales de aportes para La Pampa y además el gobernador ha sido muy generoso al decir que compartirá los recursos con los municipios», entre ellos los fondos que anunció Sergio Ziliotto para la atención social, que «esperamos que empiecen a llegar en los próximos días», anunció.