Inicio La Pampa El pampeano que se destaca en el ciclismo nacional y apostará por...

El pampeano que se destaca en el ciclismo nacional y apostará por otro deporte

INTI DINAPOLI SE DESTACA EN DESCENSO A NIVEL NACIONAL Y TAMBIEN CORRERA EN MOTOCROSS

Uno de los más destacados ciclistas de la especialidad descenso del país, Inti di Nápoli, correrá también en motocross a partir del fin de semana que viene en el circuito de Telén, en donde comenzará el campeonato Pampeano 2021.

Desde hace 10 años, el ciclista santarroseño se dedica al descenso, una especialidad de mountain bike que cada día tiene más adeptos en todo el país. Los inicios de Inti en el deporte fueron en bicicross, y también supo disputar hace alrededor de 20 años carreras de motocross.

Di Nápoli (45 años) arrancó la temporada siendo uno de los principales protagonistas en la primera fecha del Open Shimano Latinoamericano LATAM DH, que se realizó en el Cerro Catedral, Bariloche, en donde logró el tercer puesto en la final de su categoría (Master B), después de haber sufrido una caída al querer superar a un rezagado. El pampeano culminó detrás del histórico Lionel Sauma de Bariloche y Andrés Torena de Neuquén.

«Fue una pena que me haya caído. Faltaba muy poco para la llegada y no pude evitar rodar y pegar contra un tronco. Me levanté como pude y crucé la línea de llegada», dijo sobre competencia, en la que llegó después de haberse preparado durante meses de forma distinta a los años anteriores: «Me di cuenta que tenía que practicar motocross, me dio buen estado físico y equilibro en velocidad, dos aspectos que son muy necesarios para el descenso. Los dos deportes se complementan más que bien».

La buena performance exhibida en Bariloche y la particular forma de entrenamiento, lo hizo tomar una decisión. «Después de 20 años regreso al motocross, será en la categoría enduro. Para mí es todo un desafío, y espero poder disputar todas las fechas del Pampeano siempre y cuando no se superpongan con las carreras de descenso, que seguirán siendo mi prioridad», contó.

Descenso.
Mientras organiza su viaje a Telén, Inti no deja de pensar en su próxima meta, que no es otro que buscar otro podio en el campeonato Argentino de Descenso a llevarse a cabo en abril, en Villa la Angostura, en donde el año que viene será la Copa Mundial de Descenso, la que no se quiere perder.

«Estoy muy entusiasmado con el descenso, con volver también a correr motocross. Las dos cosas se complementan más que bien. Competir en descenso tiene mucha adrenalina, uno baja a gran velocidad por lugares peligrosos, en los cuales casi no hay que pedalear, sino todo lo contrario, usar continuamente los frenos. Son pistas de un promedio de 2,5 kilómetros de arena, pozos, raíces y piedras. Uno va corriendo contra uno mismo, contra el reloj. Largamos cada 40 segundos, muy parecido a las competencias de rally de autos», explicó, y agregó: «El descenso es más peligroso que el motocross y el bicicross».

Di Nápoli arrancó el año pasado ganando una fecha del Open Shimano y después fue segundo en el Argentino de Descenso en Bariloche. Luego llegó el aislamiento social preventivo y obligatorio por el coronavirus. «Tenía bien armada la temporada 2020, que incluía un viaje a Canadá, Después todo se suspendió por el Covid».

Dando ventajas.
Di Nápoli reconoce que al no tener una pista adecuada de descenso en Santa Rosa, los ciclistas que practican en esta ciudad dan ventajas en las competencias nacionales. «Muchos se preguntan cómo hacemos para andar tan bien. Y la respuesta es: nos fuimos adaptando a lo que teníamos. En La Malvina tenemos una pista sin la altura suficiente y para agarrar velocidad hay que pedalear mucho. Apenas son unos saltos y unas curvitas».

Proyectos.
Di Nápoli se entusiasma con el presente y quiere más que nunca promocionar el descenso en la capital pampeana. Trabaja en la formación de una nueva entidad y es uno de los propulsores de una mini pista (pump track) que funciona en el Parque Don Tomás de esta ciudad. «Nos dijeron que este espacio lo van a asfaltar, y sería muy bueno porque es un lugar especial para que los chicos y chicas puedan practicar», indicó.

«Hoy tengo muchas ganas de trabajar por el descenso, por los que practican skate, rollers y freestyle, y no tienen un lugar. Estamos esperanzados de que se construya un Skatepark en la laguna o en otro espacio de la ciudad para los deportes de inercia. Estamos para colaborar, para sumar en lo que sea necesario», sostuvo.