Los laboratorios rescinden con el PAMI

OTRO EFECTO DE LA CORRIDA CAMBIARIA DEL ULTIMO MES

Miguel Osio, del Colegio de Farmacéuticos de La Pampa e integrante de la conducción de la Federación de Farmacias de la República Argentina, reveló que, actualmente, el convenio entre el PAMI y la industria farmacéutica está rescindido, como consecuencia de los desajustes en las variables económicas que se acentuaron, principalmente, en los últimos 30 días.
“La consecuencia más evidente de la disparada del dólar, por ejemplo, es la rescisión del convenio de la industria farmacéutica con el PAMI. Los laboratorios nacionales han rescindido el convenio, y el 31 de octubre finalizaría”, advirtió el dirigente en diálogo con LA ARENA.
En este sentido, explicó que “debido a la modificación de las variables económicas que ha sufrido el país en el último mes, no pueden seguir sosteniendo el convenio, que se había firmado el 1 de abril pasado”.
El contrato preveía extenderse hasta el 31 de marzo del 2019. Incluía a laboratorios del país y a multinacionales, y se fijaba un precio menor para el afiliado del PAMI. Por ejemplo, según había explicado en su momento Osio, si el precio de venta al público de un medicamento era de 120 pesos, a un afiliado de este programa de atención médica le saldría 100 pesos.
Por otro lado, el farmacéutico opinó que la rescisión “no quiere decir que no se pongan de acuerdo. Yo entiendo que van a arreglar, lo que tienen que hacer es pactar el nuevo precio del medicamento”, comentó.

Suba de medicamentos.
En cuanto a la suba de los medicamentos por la corrida cambiaria, manifestó que “el tema del dólar hay que tomarlo por dos lados. Una sobre el precio del medicamento, porque siempre son irregulares, es decir, cada laboratorio tiene su aumento, y han incrementado en diferentes momentos, previo a la disparada del dólar o después de la disparada. Algunos han aumentado un 5, 8 y ó 10%”, explicó.
“Por otro lado, -siguió Osio- hay que tener en cuenta el aumento de las drogas, es decir, los principios activos de los medicamentos, que se importan. Esto está afectado directamente, porque se paga en dólares, e implica pagar más caro todo eso. No siempre se traslada linealmente al precio del medicamento”, dijo.
Consultado por la posibilidad de que haya desabastecimiento por la restricción de las droguerías, Osio negó que esto ocurra en La Pampa, pero contó que, igualmente, “se han puesto más firmes en el plazo del pago, en los cumplimientos de los pagos. Están apretando por ese lado, acordando los plazos”, aclaró.
“Te dicen que no van a poder bancar los plazos que estamos vendiendo, o te reducen el crédito, hasta que la farmacia pone plata de vuelta. Están haciendo ese tipo de modificaciones en cuanto a la operativa comercial”, reveló.

Tendencia a consumo de ansiolíticos.
Por último, se le preguntó al vicepresidente de Fefara, por la venta de ansiolíticos en un momento de crisis económica. “Argentina es un país de alto consumo de ansiolíticos, no tengo una medición, pero sí, en época de crisis aumenta el consumo”, dijo, y añadió que “es muy simple, con solo ver la calle, la gente anda mal, en época de crisis está mal, y no todos lo resuelven haciendo ejercicio. Cuando hay crisis en general hay una tendencia al aumento del ansiolítico”, finalizó.