“Los medios crean enemigos como los pibes del conurbano”

DARAN CURSO SOBRE "LA CUESTIÓN CRIMINAL, MITOS Y VERDADES"

El abogado y profesor universitario Alejandro Osio destacó que en la jornada denominada “La cuestión criminal, mitos y verdades” se pretende aclarar diversos temas que son tratados en forma incorrecta desde lo conceptual en los medios de comunicación, generando confusión en la sociedad, como la famosa “puerta giratoria” de la justicia y otras cuestiones.
La actividad comenzará este 14 de febrero en la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas de la Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam). Consta de nueve encuentros y se entrega un certificado a quienes concurran -al menos- a siete clases y aprueben un trabajo final.
“Es un proyecto de extensión universitaria que surgió a partir de la mediatización de diversos casos, donde se habla de situaciones que no son ciertas sobre casos de legítima defensa, niñez, el consumo de drogas y su relación con el delito”, dijo el docente Osio, actual defensor oficial en lo penal.

Un lenguaje “llano”.
Señaló que la idea es abordar temáticas difundidas en la actualidad por los medios e intentar “aclarar” determinados conceptos como el garantismo pero “desde el punto de vista técnico y no desde una mirada peyorativa que plantean los medios hegemónicos”.
Osio aclaró que en la actividad se utilizará lenguaje “llano” porque “es un servicio a la comunidad que brindamos desde la facultad y la idea es que participe mucha gente que no es del estudio del derecho precisamente”. Se apunta a comparar información de prensa con bases teóricas, normativas y estadísticas de cada tema.
“En los medios hegemónicos se utilizan términos como si fueran sinónimo cuando técnicamente no lo son, se usan estadísticas falsas, se construyen estereotipos, se crean enemigos como los pibes del conurbano y lo grave es que se generalizan determinados problemas que son focalizados”, siguió.
El encuentro, coordinado por Osio y Sebastián País Rojo, ya se realizó en otra oportunidad y ahora fue actualizado, sumando temáticas como la responsabilidad penal juvenil; el discurso penal y la perspectiva de género; derechos humanos y las drogas y el delito, debates desde la salud pública hasta el narcotráfico y el tema del cannabis y sus diferentes usos.

Las jornadas.
Los primeros dos encuentros girarán en torno a tres ejes temáticos: Estructura del ordenamiento jurídico: diferentes jerarquías de normas, desde lo internacional a lo local; sistemas de protección de derechos humanos, y control de constitucionalidad y convencionalidad; Sistema Penal, legalidad y delito; y Criminología mediática.
Los seis siguientes rondarán sobre dos ejes: Encuentros 3, 4 y 5: La prisión, teoría, práctica y diferentes manifestaciones (pena de prisión, situación carcelaria, y prisión preventiva); 6, 7 y 8: Aspectos particulares de la cuestión criminal de relevancia mediática insoslayable en la actualidad (niñez y delito, género y derecho penal, y delitos de lesa humanidad) y finalmente, el eje del último encuentro será sobre drogas, salud pública y derecho penal.
Alejandro Osio expondrá sobre la estructura normativa internacional, nacional, provincial y local, la situación carcelaria en el país y en La Pampa y la Niñez y el delito; el juez Andrés Olié hablará sobre el sistema penal, derecho penal de acto y derecho penal de autor; Sebastián País Rojo sobre penas de prisión, aquellas que no implican encarcelamiento y resolución alternativa de conflictos.

Género.
En la séptima clase, que se realizará el 28 de febrero, la abogada Victoria Santesteban se referirá al discurso penal y la perspectiva de género, a asistencia, protección y abordaje integral a víctimas, y al aborto y sus tensiones; Maximiliano Corroinca se referirá a los delitos de lesa humanidad y Martín Ongaro a drogas y delito.
Santesteban, por su parte, expresó que “el objetivos de las jornadas es desmitificacar y esclarecer conceptos y nociones referidas al derecho penal que suelen ser abordados por los medios de comunicación, muchas veces sin conocimiento, y que son incorporadas y replicadas por la gente”. Por otro lado, resaltó que el curso se pensó para la comunidad y que no hace falta del título de abogado para participar de los encuentros.