Inicio La Pampa "Los problemas por falta de agua se agravarán"

«Los problemas por falta de agua se agravarán»

UNIDAD EJECUTORA DEL ACUIFERO AVANZA EN PLANES DE MITIGACION

(General Pico) – La Unidad Ejecutora del Acuífero que provee de agua potable a las poblaciones de General Pico, Dorila, Metileo, Speluzzi y Vértiz, se reunió días atrás para analizar el estado actual de acueducto del norte y para evaluar la manera de continuar con una explotación sustentable.
Paulo Pechín, gerente del servicio de Agua Potable y Saneamiento Urbano (Apysu) de la Corpico, manifestó que en el encuentro se discutió la necesidad de implementar planes de mitigación, a corto y mediano plazo.
«Fue bastante positiva porque se dio a conocer la problemática concreta que tenemos en Pico con la producción de agua. Se tomaron algunos lineamientos y compromisos, y se estableció cómo vamos a seguir trabajando de aquí en adelante», señaló Pechín en diálogo con LA ARENA.
«Con la Secretaría de Recursos Hídricos y con la APA venimos trabajando desde hace un año, para tener una foto real de lo que está sucediendo. Se están haciendo exploraciones del acuífero Pico-Vértiz, que es la parte que queremos seguir explotando. Ahora se establecieron pautas para ver cómo vamos a seguir», agregó.
En este sentido, Pechín marcó que se deben elaborar dos planes de mitigación, uno inmediato, y otro, a mediano y largo plazo. «Ya tuvimos un verano con graves problemas por falta de agua durante días consecutivos de calor y va a ser peor porque para el próximo verano vamos a estar en las mismas condiciones y Pico va a tener una mayor demanda de agua porque ya tenemos pedidos de factibilidades de muchos emprendimientos inmobiliarios», indicó.
«Nosotros ratificamos que vamos a seguir poniendo nuestros recursos humanos y técnicos para acompañar el crecimiento de la ciudad», contó el entrevistado.

Usos del agua.
Pechín explicó que el problema de falta de agua, además acarrea una merma en la calidad de la misma, dado que empieza a «jugar negativamente» la sobreexplotación.
También marcó que «ante la imposibilidad inmediata de obtener nuevas fuentes de abastecimiento de agua», se debe además centrar el enfoque en «cómo hacer para gastar menos».
Según explicó, el agua de red se usa para consumo humano, pero también para la higiene personal, del hogar y del saneamiento urbano.
Uno de los objetivos es «generar la cultura de que esos usos deberían hacerse con agua de servicio, no potabilizada, porque si bien es la misma, es otra forma de explotarla y es un agua que no tiene un proceso de potabilización, que es muy caro».
Si bien indicó que será un camino muy largo, destacó la «seriedad» con la que encaró el asunto, en el que están involucrados el municipio local, Recursos Hídricos, la cátedra de Hidrología de la Universidad Nacional de La Pampa y la misma Corpico. En este sentido, celebró que a la entidad solidaria local, se le haya dado «un rol bastante protagónico y una participación muy activa» en todo esto.

Cisterna.
El gerente de Apysu, dijo que el tramo Dorila-General Pico del acueducto, tiene la «explotación más intensiva», dado provee el 95 por ciento del agua que ingresa a la ciudad.
Sin embargo, estableció que «hay un montón de variables técnicas que influyen» y que no es muy difícil encontrar nuevos puntos de explotación, sino que ya desde hace más de una década que por más que sigamos incrementando pozos, la capacidad de conducción de ese acueducto, quedó limitada y no transporta más cantidad de agua. La cantidad de agua que entra por hora tiene un máximo y hace diez años que llegamos a ese máximo y no lo podemos superar, y queda chico al momento de alimentar las demandas en horas pico en la ciudad».
Para cubrir este déficit, será muy importante la instalación de una cisterna de 5 millones de litros de almacenamiento, que está en etapa de licitación.
«Ante una limitación en la cantidad de ingreso de agua del acueducto, al tener una cisterna un poco más grande, vamos a tener mayor autonomía en el servicio. Vamos a poder amortiguar esas demandas diarias que nos superan el ingreso de agua», señaló.
«La cisterna que se va a construir tiene dos veces y media mayor capacidad de la que tenemos existente. Esa obra va a ayudar, pero debemos tratar de encontrar las alternativas para seguir explotando el acuífero de una manera sustentable, que permita la renovación del agua y que no sea antieconómico», finalizó.