Inicio La Pampa Marín: "Tiene que ver con un orden de valores"

Marín: «Tiene que ver con un orden de valores»

APERTURA ECONOMICA Y CUARENTENA

La polémica desatada entre los que avalan las medidas del Gobierno nacional y los grupos que piden volver a una actividad económica de «más normalidad», tiene que ver con «un orden de valores. Esa es la diferencia fundamental, porque para el frente que tiene al peronismo como centro la prioridad es la gente», diferenció el ex gobernador Rubén Hugo Marín el contexto que se advierte en el país; y en ese sentido estimó que «hay sectores a los que les interesa hacer plata y punto». En otro orden de cosas -en diálogo con LA ARENA- se refirió a la situación partidaria provincial, y sostuvo que está esperando que se den las condiciones para que el Congreso del PJ llame a elecciones y dejar el cargo de presidente: «Tengo ganas de decir lo que quiera en un contexto, sin tener en cuenta si a alguien le puede caer bien o mal», expresó.
-¿Cómo está observando la política nacional?
-Bueno… hay preocupaciones por el funcionamiento de la economía, pero estoy de acuerdo en que la prioridad es resguardar la salud de la gente. Y por supuesto advertimos que es distinto en Provincia de Buenos Aires o Capital Federal, donde las medidas deben ser mayores que aquí.
Pero en general estimo que las reacciones del Gobierno nacional han sido buenas.
-¿Puede marcar errores como se encarga de puntualizarlo la oposición?
-Todo debe mirarse en el contexto que estamos. Por ejemplo, en el caso Vicentín, creo que se debió preparar a la gente antes de tomar una decisión. Faltó preparación y un conocimiento profundo de la sociedad de todo lo que después supimos: la deuda de la empresa, cómo se entregaron los créditos de los bancos, las sociedades en otros países…
Tal vez si se hubiera informado mejor se hubiera conseguido un aval mayor para una medida que podría aparecer «media rara» para una empresa de esa magnitud. Pero supongo que la situación corresponde el Poder Legislativo que deberá determinar.
-¿Qué opina de los que pretenden una apertura casi irrestricta de la economía, y los que siguen creyendo que hay que seguir con la cuarentena?
-Me parece que hay un sector al que le interesa hacer política, y no comparte lo que dice y hace el gobierno. Me pareciera que es un momento para tener unidad de acción ante el momento de pandemia, aunque no se compartan algunas decisiones políticas. Para esto ya va a haber tiempo.
Sí tengo que admitir que en nuestra Provincia, más allá que se pudieran marcar algunas diferencias, hemos visto una oposición responsable.
-Para usted hay una cuestión prioritaria. ¿Pero cómo vamos a salir después?
-Si supiera eso… por supuesto que hay prioridades. Primero está el tema de la pandemia; pero igual algunas medidas se han tomado y hay empresas trabajando, incluso en Capital y el Gran Buenos Aires.
Ahora nos estamos dando cuenta del impacto, sobre todo en los sectores más modestos… pero en un orden de prioridades, más allá de algún error que pudo haber el Gobierno obró con criterio. Insisto, no es momento para pretender sacar tajadas desde lo político.
-Por supuesto es contra fáctico, pero si estuviera gobernando Mauricio Macri, ¿qué cree habría pasado?
-Lo que sé es que ellos están formados con un orden de valores distintos. Para ellos amigos son sus amigos, y así hacen negocios. Y digo más: nunca salieron de la General Paz… Les falta calle como se dice.
Y hay una gran diferencia en el orden de valores… para ellos primero está hacer plata y punto… es la diferencia fundamental. Para nosotros la prioridad es la gente.
-La acusación es que el Gobierno nacional concentró demasiado el poder.
-Puede ser que el gobierno centralizó mucho el poder, porque se ha manejando con funcionarios de Capital y Provincia de Buenos Aires; cuando el interior pone el mayor esfuerzo para acompañar, pero no se ha visto representado.
Más allá de ese apoyo irrestricto al gobierno nacional, y aunque tenemos personas idóneas, no estamos representados aunque hubiésemos podido aportar otra mirada.
-En este contexto, cómo ve la situación de La Pampa
-Creo que calificar al gobierno en este momento, cuando todo el esfuerzo está puesto en superar esta pandemia no sería momento. Se ha hecho un buen esfuerzo… la sociedad ha tomado sus cuidados, más allá de alguna alternativa…
Pero por ejemplo Salud pública está bien preparada para cualquier eventualidad.
Habrá que esperar que pase todo esto y cuando las acciones se generalicen podremos calificarlo. Ahora todo está volcado en cuidar la salud de los pampeanos, y entiendo cabe reconocer a los médicos, enfermeros y enfermeras, policías… que evidentemente corren un riesgo muy importante ante esta situación.

“Con mayor libertad”
“La verdad es que con el Gobierno provincial no tengo ninguna relación”, sostuvo el presidente del PJ. “¿Si me molesta? Uno conoce bastante cómo es la cuestión. No lo tomo en consideración”, dijo Rubén Marín, a la vez que recordó que su mandato al frente del partido “está vencido”.
Marín señaló que hoy el partido “está en silencio total, no podemos reunirnos, está prohibido. Veremos después del 17 de julio qué se decide… pero por ahora la actividad se reduce a algunas expresiones individuales, porque los dirigentes están abocados a lo que sucede en sus pueblos. Alguna vez hablé con (José Luis) Gioja por teléfono, pero nada más…”, informó.
El PJ provincial deberá realizar elecciones partidarias “el año que viene, y para eso habrá que convocar al Congreso. Mi mandato está vencido, y cuando llegue el momento habrá elecciones”, completó.
El cuatro veces gobernador señaló que dejar la presidencia del PJ le permitirá manifestarse “con mayor libertad. Por ahora uno trata de evitar algunas opiniones por una responsabilidad con el gobierno, y no salir a cuestionar… Pero quiero poder expresarme con libertad” desde el llano, concluyó Marín.