Inicio La Pampa Médico desarticuló acusación de familia contra Borthiry

Médico desarticuló acusación de familia contra Borthiry

POLEMICA EN CASA DE PIEDRA POR VIVIENDA MUNICIPAL

En los últimos días se suscitó aquí una polémica que tiene que ver con la ocupación de las casas del «Barrio Municipal» orientada a agentes de servicio en esa Villa. Una familia uso la supuesta enfermedad de uno de sus hijos para denunciar que el delegado Martín Borthiry quería desalojarlos. El funcionario aclaró que la nota fue institucional y que no hizo más cumplir con su función y enviarle una notificación. Por su parte el médico del lugar, Erik Franco Roncal, salió respaldar la versión oficial afirmando que «ningún hijo de la familia tiene una enfermedad».
La situación fue visibilizada por el medio Radio Génesis de 25 de Mayo, medio que reflejó la denuncia de Adrián Rolan. El hombre, que asegura es nacido y criado en la zona de Casa de Piedra, reveló que el pasado 9 de septiembre recibieron una nota por parte del delegado de Casa de Piedra donde les pide la vivienda.
Rolan explicó que hace algo más de una década atrás vivían en la zona rural, pero que uno de los cuatro hijos que tiene con Liria Chanqueo, contrajo una grave enfermedad: mal de Duchenne. También explicó que a causa de la misma debía recibir atención médica periódica, por lo que hablaron con el delegado anterior, Alberto Campo, «con quien hace 11 años (15 de febrero de 2014), hicimos un acuerdo y él nos prestó esta casa que es del municipio, y nos dijo que iba a hacer los papeles para que el Gobierno nos dé la casita».

Pedido de restitución.
El hijo de la familia Rolan-Chanqueo falleció el año pasado, y para el delegado desapareció la razón del préstamo de la vivienda. Por tal motivo le envió a la familia una misiva pidiendo la devolución a la comuna.
«El préstamo de la vivienda se originó en la necesidad de brindar los cuidados inherentes y atender la enfermedad de un integrante de su grupo familiar, habiéndose modificado dicha situación es que se solicita la restitución del inmueble, en las condiciones acordadas oportunamente», dice la nota.
Sin embargo el hombre asegura que la familia sigue necesitando el lugar. Reveló que otro de sus hijos sufre la misma enfermedad que su hermano y que tiene que tener tratamiento de por vida, y que los otros dos van a la escuela. Y que también la mamá de sus hijos padece otra dolencia.

Borthiry.
Posteriormente el Delegado de la villa Casa de Piedra, en declaraciones a AM 900, desmintió totalmente aquella publicación periodística, que indicaba haber intimado a una familia a desalojar una vivienda del estado. A la par reconoció haberles enviado una nota para que devuelvan el inmueble que había sido prestado con un fin que ya caducó.
Según el funcionario, esa casa les fue dada en préstamo a la familia, pues uno de sus hijos padecía la distrofia muscular de Duchenne, un trastorno hereditario caracterizado por la debilidad muscular progresiva que, generalmente, se manifiesta en los niños varones y que casi siempre los lleva a la muerte.
En la misma línea indicó que ese préstamo fue otorgado a la familia, sólo por esa enfermedad. El paciente finalmente falleció, pero la familia nunca devolvió la vivienda, aún cuando «tienen vivienda de su propiedad en el campo de esa jurisdicción», aseguró.
Argumentó que «es necesario ese reordenamiento, dado que son propiedades del estado que forman parte de la villa turística», pero aseguró que de ninguna manera los dejará en la calle, ya que no les puso un plazo para abandonar la casa, aunque si les pidió que lo hagan cuando puedan.

Sin enfermos.
Por otra parte, Borthiry dijo haber consultado al médico que atiende a la familia -el Doctor Eric Franco- y este le aseguró que ningún miembro actual de la familia padece el síndrome de Duchenne.
Nadie está enfermo. Finalmente ayer, el único médico que reside en la villa turística Casa de Piedra, Erik Franco Roncal, en diálogo con AM 900, aseguró que «no existe nadie en ese lugar con diagnóstico del síndrome de Duchenne», como había asegurado la familia en su reclamo.
«Hubo un solo afectado con la enfermedad conocida como ‘mal de Duchenne’, y que lamentablemente ya falleció. Yo lo acompañé hasta el final», sostuvo el profesional que asegura conocer bien la situación, porque asegura ser el médico de cabecera de toda esa familia.
Por esta razón es que el médico sostiene «con seguridad que no hay ningún enfermo de estas características no solo en este grupo familiar, ni tampoco en toda la jurisdicción de Casa de Piedra», concluyó.