Mendoza boicotea el acuerdo, advirtió La Pampa a la Corte

EL GOBIERNO PROVINCIAL PIDIO A LA CSJ QUE FIJE EL CAUDAL DE 4,5 M3/S EN EL ATUEL

“Esperemos que sea pronto”, dijo ayer por la tarde el procurador general de Rentas de La Pampa, Hernán Pérez Araujo, a su regreso de la Capital Federal. El funcionario y el fiscal de Estado Alejandro Vanini habían presentado a las 13.20 en la Mesa de Entradas de la Corte Suprema de Justicia de la Nación el escrito de 263 páginas reclamando el cumplimiento del fallo de los supremos que ordenó a Mendoza soltar agua del Atuel en forma permanente para que el río vuelva a correr por el oeste.
El deseo de prontitud de Pérez Araujo respondía a la consulta de este diario respecto a cuál es el tiempo que demandará un pronunciamiento de la Corte. Es que, en realidad, no hay un plazo preestablecido. Así que ahora solo resta esperar. “Dejamos de manifiesto que la propuesta de Nación no tiene nada que ver con el trabajo técnico que se desarrolló en diez meses, porque solo tiene dos carillas, y que Mendoza no acuerda porque no le conviene acordar, ya que así mantiene el statu quo desde hace 70 años”, dijo a LA ARENA.

Recomposición.
El plazo que la Corte había impuesto a las partes para acordar un caudal mínimo permanente se agotó el 16 de octubre. Las reuniones realizadas en el marco de la CIAI no arrojaron ningún acuerdo entre La Pampa, Mendoza y el Estado nacional. Ante esa situación, los representantes pampeanos presentaron ayer un informe titulado “Recomposición del Ecosistema en el Noroeste de la provincia de La Pampa. Informe a la finalización del plazo establecido por la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Actividades, avances y propuestas elaborados en la CIAI”.
“En el informe (…) se hace saber a la Corte Suprema el estado de situación de la cuestión, cumplido el plazo para arribar a consensos que brinden una solución definitiva al conflicto y se hace la salvedad de que la propuesta del Estado nacional para solucionar este conflicto fue realizada en la última reunión de Comité Ejecutivo, y nada tiene que ver con la tarea desarrollada por sus representantes técnicos en más de 10 meses de trabajo”, se informó ayer desde el Gobierno Provincial a través de un parte de prensa.

Con todo el río.
El informe consta de anexos, actas y material fílmico recogido durante el transcurso de todas reuniones del Grupo de Trabajo y el Comité Ejecutivo de la CIAI. Se trata de una síntesis de todas las actuaciones en las que La Pampa demostró la necesidad imperiosa de reconstitución del ecosistema en el noroeste de su territorio a través de la fijación y escorrentía inmediata de un caudal hídrico apto de 4,5 m3/s mínimo permanente, con una conductividad eléctrica de hasta 2.450 microsiemens.
“Se puso de resalto la actitud conspirativa de parte del Estado nacional y la provincia de Mendoza, que obstaculizó permanentemente el alcance de acuerdos concluyendo la presentación pampeana que ha llegado el momento de dejar de lado los obstáculos y obstrucciones de quienes pretenden, indudablemente, mantener un statu quo que les resulta claramente beneficioso, y de entender que todo proceso de negociación requiere, para arribar a acuerdos superadores, de voluntad de acordar, y de equivalencia de condiciones, las que evidentemente no se hallan en este proceso, en el que la provincia de Mendoza se ha quedado con todo el río Atuel, y apenas a regañadientes, pretende restituir un ínfimo porcentaje de agua de reuso, con la anuencia y colaboración del Estado nacional”, reza el comunicado.

Statu quo.
El texto también expone los motivos por los que no se llegó a un entendimiento en el proceso iniciado hace más de 10 meses en los que el statu quo imperante desde hace 70 años se ha mantenido, y el ecosistema del noroeste pampeano siguió degradándose. Ante ese panorama, La Pampa solicitó a la CSJN la fijación un caudal hídrico apto para recomponer el ecosistema en el noroeste pampeano, que escurra de manera inmediata y permanente por el territorio afectado.
La única novedad respecto al borrador que LA ARENA anticipó en su edición del domingo próximo pasado fue una segunda solicitud vinculada con la creación de un comité de cuenca: “Teniendo en consideración el manejo unilateral e inconsulto que la provincia de Mendoza viene realizando sobre el río Atuel, situación inaceptable en el marco del proceso iniciado por la sentencia del 1 de diciembre de 2017, se solicita al Tribunal la inmediata constitución del Comité Interjurisdiccional del Río Atuel (CIRA), a efectos de alcanzar la gestión conjunta del recurso, y continuar en su marco, una vez otorgado el caudal hídrico apto solicitado, con la elaboración de un plan de obras para la solución definitiva del conflicto”.