Inicio La Pampa Nación logró descomprimir el conflicto con mesa de diálogo

Nación logró descomprimir el conflicto con mesa de diálogo

PETROLEROS PUDO EVITAR 1.847 DESPIDOS

La intervención del Ministerio de Trabajo de la Nación fue fundamental para que los gremios y la Cámara de empresas petroleras hagan un pacto de convivencia en el conflicto que desató una andanada de telegramas de despido y suspensiones. Los empresarios acordaron retrotraer esa situación y los gremios suspendieron una mega asamblea en Neuquén, como señales de buena voluntad. Se hizo a través de un acta que firmaron ambas partes ante el secretario de Trabajo de la Nación, Marcelo Bellotti.

Pacto y diálogo.
Los medios de la región de Vaca Muerta resaltaron ayer el espacio de diálogo logrado. Los gremios petroleros de la Cuenca Neuquina acordaron ayer con las cámaras que nuclean a las empresas de servicios y operadoras que se retrotraigan los más de 600 telegramas de despido que habían llevado al dictado de la conciliación obligatoria. Sin embargo, la situación de esos trabajadores, y de los más de 1.200 que están suspendidos, será definida en una nueva clase de Mesa Vaca Muerta que las partes convinieron en formar.
El diario Río Negro afirma que el acta acuerdo trae alivio a los trabajadores que no tenían garantizados sus puestos a partir del próximo martes, cuando venza la conciliación obligatoria, se firmó en la sede del Ministerio de Trabajo de la Nación, aunque en esta oportunidad su titular, Claudio Moroni, no formó parte del encuentro.
Desde las empresas nucleadas en la Cámara de Operaciones Especiales (Ceope) y en la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) se solicitó como contrapartida que desde Nación se les autorice una reducción en el pago de los aportes patronales de sus empleados, un mecanismo que está previsto para las empresas que se encuentran en crisis.

Mesa de Crisis.
Pero el eje de la suspensión de los despidos está en la conformación de una nueva mesa de negociación en la que estarán presentes: sindicatos del Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa; Personal Jerárquico del Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa; además de representantes de Nación, Neuquén y Río Negro.
En el acta acuerdo firmada se señaló que este espacio se formará para «encontrar mecanismos de solución respecto de las discrepancias existentes», dado que también se dejó por escrito que se está ante un «grave cuadro de crisis».
En esta Mesa de Crisis se buscará que también esté presente la Federación de Cámaras Neuquina (Fecene) dado que sus empresas integrantes, pymes, también han realizado despidos. Asimismo convocaron a participar a los gobiernos Provinciales de Río Negro y Neuquén.

Asamblea.
Ayer, en el centro neurálgico de Vaca Muerta, el gremialista Guillermo Pereyra brindó un informe de la situación ante unos 10 mil trabajadores petroleros. Fue luego de casi dos semanas de asambleas, viajes y reuniones, el sindicado de Petroleros Privados de Neuquén, Río Negro y La Pampa culminó las medidas de fuerza con una masiva asamblea en Añelo, donde les informaron sobre el acuerdo firmado ayer en Buenos Aires.
El gremialista fue conciliador con el nuevo Gobierno Nacional. Reconoció que la industria esta «seriamente» afectada y que no atraviesa un buen momento. «Las empresas lógicamente tienen problemas, el país vive una profunda crisis económica, ahogado por la tremenda deuda que tenemos. El gobierno está renegociado con los acreedores para poner en marcha este país», expresó.
Por último, les pidió tranquilidad a los afiliados del gremio y les aseguró que en febrero se hará vigente la ley de blindaje a Vaca Muerta. «Ya están los compañeros adentro, en el armado de un país mejor, donde los trabajadores vamos a ser una pieza fundamental para el armado nacional. Nos queda en febrero, según dicho por el propio presidente, una nueva ley que blinde Vaca Muerta», concluyó Pereyra.