viernes, 24 septiembre 2021
Inicio La Pampa Nadie habla en el PRO

Nadie habla en el PRO

SIN RESPUESTA A LAS ACUSACIONES DE CASADO

Aunque el ex diputado provincial Darío Casado, salió con los tapones de punta contra la dirigencia provincial del PRO, desde el partido nadie se quiere hacer cargo de impugnar sus expresiones.
Con Carlos Javier Mac Allister fuera de la ciudad -había viajado junto a su hijo Alexis, el futbolista transferido a un equipo del Reino Unido-, los demás dirigentes no quieren saber nada con tener que contestarle al ex intendente de Realicó. Casado había expresado que impugnará las elecciones internas del partido de Mauricio Macri en La Pampa porque está «flojo de papeles»; y de pasada reprochó el «unicato» ejercido por el «Colo» en el manejo de las acciones partidarias.

Casado, «no existe».
El ex diputado -alejado hace tiempo del trajinar diario de la política- reapareció con duras manifestaciones poniendo en el foco de sus cuestionamientos al propio Mac Allister, de quien dijo que sacó al macrismo pampeano «del piso que tenía», pero reprochó que también le había dado un techo.
Sin querer ser mencionada -soto voce- una alta autoridad del PRO lugareño fue escueto al referirse a Darío Casado: «Nadie le va a contestar porque no existe», dijo palabras más, palabras menos.

No sabe, no contesta.
El actual presidente del partido, Martín Ardohain, hoy diputado provincial, prefiere eludir cualquier entrevista que se le pretenda realizar y esta vez no fue la excepción. Los llamados a su celular -pese a que se le dejó el mensaje- resultaron infructuosos: no está, no contesta.
El que muy brevemente dijo algunas frases -y tampoco tenía ninguna intención de responderle a Casado- fue Enrique Juan, precisamente quien sucedería a Ardohain en la conducción partidaria si finalmente la impugnación del ex diputado provincial no prospera en la Justicia Electoral y las elecciones internas se concretan en 12 de abril venidero.
«No quiero hablar de este despiole…, prefiero abstenerme de hablar», dijo escueto.
Ante la insistencia periodística sólo agregó que Mac Allister «sigue trabajando» en el seno partidario, aunque no ocupará ningún cargo en la conducción que surja de esas elecciones. «Son para renovar autoridades por finalización de mandato», finalizó sucintamente.